Gente que pasa noches enteras sin pegar ojo

  • Cuando todos se acuestan, hay profesionales que empiezan su jornada.
En vigilancia y seguridad los turnos rotan durante las 24 horas del día.
En vigilancia y seguridad los turnos rotan durante las 24 horas del día.
Una tubería no conoce horarios y puede decidir romperse a las tres de la mañana. Para solucionar el problema está Samuel, que trabaja para una empresa aseguradora y es uno de los dos millones de trabajadores nocturnos que hay en España.

Siempre han existido empleos nocturnos, pero nunca tantos como en nuestra sociedad de mercados globalizados y libre comercio. La situación es irreversible, la producción no se puede detener y sólo queda adaptarse o morir. Y no es sólo una forma de hablar, es lo que dicen diversos estudios médicos publicados recientemente.

Además de los problemas con el sueño, los trabajadores nocturnos pierden cinco años de vida por cada quince de trabajo, se divorcian tres veces más y tienen más posibilidades de padecer trastornos psicológicos, digestivos o cardiovasculares.

No todo es malo de noche

"Surgió la posibilidad de hacer una sustitución en el turno de noche y me presenté voluntario (cuenta Samuel). No tuve problemas de adaptación. Después salió una vacante...". Y así lleva cerca de cinco años, sin intenciones de cambiarse. Cobra más dinero, trabaja menos días y sigue felizmente casado.

El trabajo nocturno puede tener consecuencias para la salud y la vida social, pero también puede permitir disfrutar de mayor tiempo para el ocio, el cuidado de la familia o la formación. Además, los horarios nocturnos suelen llevar consigo más responsabilidades para el trabajador, lo que significa acumular más experiencia y más posibilidades de promoción.

No hay forma de asegurar qué horario es mejor, todos tienen sus ventajas y sus inconvenientes. Cada persona debe considerar su estilo de vida, sus necesidades familiares y si el horario afecta negativamente a su estrés y fatiga. Hay que analizar el tipo de turno, si es fijo o rotatorio, y la relación entre el tiempo de trabajo y descanso.

Para llevarlo mejor

Al cuerpo no se le puede engañar, tiene su propio ritmo, que cuenta con altos y bajos a lo largo del día, pero le podemos ayudar.

Siesta: Sus virtudes han sido demostradas y para los trabajadores nocturnos debe ser un hábito inexcusable.

Festivos: Se recomienda mantener sus hábitos, porque el cuerpo necesita bastante más tiempo para ajustarse a un nuevo horario.

Sueño: El diurno es más frágil. Es preciso cuidar el ambiente y aislarse en lo posible de los ruidos y la luz.

Comidas: Se debe mantener la separación entre desayuno, comida y cena.

Gafas de sol: Permiten retrasar el reloj corporal y facilitan el sueño después de una jornada nocturna.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento