El arte se cotiza a precio de oro en las subastas

Cuadros de Botero, Pollock o Warhol están alcanzando cifras desorbitadas, aunque los coleccionistas no dudan en comprar.
Mao y Marylin, en versión Andy Warhol
Mao y Marylin, en versión Andy Warhol
Andy Warhol

Adquirir arte está de moda entre los más pudientes.

Esta semana la estrella es Fernando Botero, el más cotizado de los artistas latinoamericanos vivos.

Un total de 15 obras del artista en Sotheby’s y otras nueve en Christie’s saldrán a subasta.

Jugadores de cartas II (1989), valorada entre 1,5 y 1,8 millones de dólares –1,17 y 1,40 millones de euros– y Los amantes (1969), entre 800.000 y 1,2 millones de dólares –624.000 y casi un millón de euros–, son dos de las grandes pinturas del colombiano que se subastarán.

Días atrás, un retrato del líder chino Mao Tse-tung, de Andy Warhol, fue vendido por 17,3 millones de dólares –unos 13,55 millones de euros–, el récord para el rey del arte pop, cuya cota más alta la tenía con su cuadro Marilyn Naranja (1962).

Los españoles también despuntan

Nieves, de Romero de Torres, se vendió por 635.000 euros y Jardí de muntanya, Sa Coma IV, de Santiago Rusiñol, por 840.188 euros, cantidad muy superior al precio estimado.

El más caro de la historia

Hasta 140 millones de dólares (109 millones euros) ha costado la pintura No.5, 1948, del estadounidense Jackson Pollock.

Hasta la fecha, es el precio más alto jamás pagado por una pintura.

El récord anterior lo tenía un retrato del austriaco Gustav Klimt.

El magnate de los cosméticos Ronald S. Lauder pagó 135 millones de dólares.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento