El colectivo de homosexuales Cogam denunció ayer la agresión que sufrió el viernes, en la estación de Príncipe Pío, una pareja de gays. Los hechos se produjeron a las 22.30 h del viernes cuando José Ignacio Pizarro, convaleciente de una lesión, se agarró del brazo de su novio para bajar las escaleras, lo que provocó que un grupo de chicos les insultara. Ignacio «recibió un botellazo en la cabeza además de patadas y puñetazos que continuaron cuando ya estaba inconsciente en el suelo».