El Partido Popular de Andalucía ha acusado este viernes a la Junta de Andalucía de "triplicar" el gasto en indemnizaciones a exaltos cargos socialistas entre 2011 y 2012, "en plena crisis", mientras "recorta" en servicios básicos y exige a los andaluces que hagan "esfuerzos y se ajusten el cinturón".

Así lo ha dicho en rueda de prensa la vicesecretaria de Empleo y Economía del PP-A, Carolina España, quien ha asegurado que, a fecha de 31 de diciembre de 2012, la partida destinada a estas indemnizaciones a exaltos cargos fue de un millón de euros, "166 millones de las antiguas pesetas", una cantidad que "triplica" los 300.000 euros por este concepto que las cuentas de la Junta mostraban al cierre del ejercicio anterior de 2011.

España ha calificado estas cifras de "auténtico desastre" y ha exigido al Gobierno andaluz que aclare "quiénes son" estos exaltos cargos socialistas porque, a su juicio, no se puede consentir que la Junta "presuma de haber puesto en marcha medidas de ahorro" en la Administración mientras, por otro lado, aumenta la destinada a sus antiguos dirigentes e, igualmente, la de gastos corrientes y la de "otros gastos de empresas y profesionales".

Sobre esta última, la 'popular' ha detallado que, de 2011 a 2012, la Junta ha incrementado estos gastos en un nueve por ciento, pasando de 133 a 200 millones de euros en un solo año cuando, además, el gasto inicial previsto en esta partida "tan opaca y oscurantista" al inicio del ejercicio era de 13 millones de euros. "Y han acabado siendo 200 millones al tiempo que la Junta ha estado recortando sueldos a profesores y médicos", ha criticado.

También han aumentado, según los datos aportados por España, las cuantías destinadas a gastos como el alquiler (de 63 a 70 millones de euros, casi un 11% más de 2011 a 2012), los suministros (un 4% más) y comunicaciones (de 58 a 68,8 millones de euros, un 18% más).

Ante ello, la vicesecretaria de Empleo y Economía del PP-A ha acusado a la Junta de "mentir" cuando "presume" de que ahorra en gastos corrientes porque, tal y como ha recalcado, estos datos ponen de manifiesto que no solo no ahorra en esta materia sino que "aumenta en gastos superfluos" mientras, por otro lado, exige "esfuerzos" a los ciudadanos.

En este sentido, ha pedido al presidente de la Junta, José Antonio Griñán, que recapacite sobre qué puede pensar un andaluz cuando vea "que se recorta en empleo o en servicios básicos pero aumentas los gastos en alquiler, teléfono o vestuario" o sobre lo que puede pensar un autónomo o pequeño empresario que sufre los "impagos" de la Administración "pero ve cómo aumentan los gastos para los exaltos cargos socialistas". "PSOE-A e IULV-CA piden continuamente esfuerzos a los andaluces pero son totalmente incapaces de recortar en gastos superfluos", ha añadido para advertir de que "esta práctica nunca puede ser una buena política".

Para España, esto pone en evidencia tanto el "desastre" de las cuentas públicas de la comunidad como la "nefasta gestión socialista" de los últimos 30 años. De ahí que haya exigido al Gobierno andaluz que "dé la cara y sea transparente" y que demuestre que "la transparencia empieza en la propia Administración". "Que lo digan, porque tanto ocultismo, sectarismo y opacidad no puede ser bueno para Andalucía", ha insistido tras asegurar que, en el caso de la Junta, "la transparencia brilla por su ausencia".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.