Planeta Tierra
Imagen del planeta Tierra ARCHIVO

Los astrónomos han descubierto en los últimos años cientos de planetas fuera de la Vía Láctea (exoplanetas) entre los que destacan las 'Súper-Tierras', cuerpos con una alta proporción de roca, pero, al mismo tiempo, significativamente más grandes que la Tierra.

Ahora, un nuevo estudio del Instituto de Investigación Espacial (IWF) de la Academia de Ciencias de Austria sugiere que estos planetas están rodeados de una capa rica en hidrógeno y que es poco probable que alguna vez puedan llegar a ser como la Tierra. Los expertos han señalado que estos mundos son más parecidos a Neptuno, pero con un tamaño menor, es decir, 'Mini-Neptunos'.

Los datos del trabajo, publicado por la Royal Astronomical Society, de basan en el análisis del impacto de la radiación en la atmósfera superior de las 'Súper-Tierras' que orbitan las estrellas de Kepler-11, 1214 y Gliese Cancri 55. Este grupo de planetas son un par de veces más masivos y un poco más grande que la Tierra y orbitan muy cerca de sus estrellas respectivas.

El nuevo estudio sugiere que es poco probable que estos planetas puedan llegar a ser alguna vez  como la TierraEl nuevo modelo sugiere que la luz de longitud de onda corta ultravioleta de las estrellas 'madre' calienta las atmósferas gaseosos de estos mundos, de manera que se expanden hasta varias veces el radio de cada planeta y el gas se escapa de ellos con bastante rapidez. Sin embargo la mayoría de la atmósfera permanece en su lugar durante toda la vida útil de las estrellas que orbitan.

"Los resultados indican que, aunque el material en la atmósfera de estos planetas se escapa a un ritmo elevado, a diferencia de planetas con menor masa como la Tierra, no pueden deshacerse de los restos de la nebulosa ricos en hidrógeno que lo cubren", ha señalado el autor principal del trabajo, Helmut Lammer.

De este modo, "en lugar de ser más como la Tierra, las 'Súper-Tierras' podrían parecerse más a Neptuno, que junto con Urano, es un pequeño gigante gaseoso del Sistema Solar, ha aclarado el investigador.

Los hallazgos del equipo serán puestos a prueba en 2017, cuando la Agencia Espacial Europea (ESA) tiene previsto lanzar el satélite de exploración de exoplanetas (Keops). Gracias a este aparato se podrán estudiar las 'Súper-Tierras' con más detalle y se podrá saber si algunos de estos mundos podría algún día ser como la Tierra.