Agentes de la Policía Nacional han detenido a tres jóvenes de 21, 23 y 28 años, sin antecedentes, que supuestamente gestionaban un invernadero 'indoor' de 'cannabis sativa' en el barrio de Varadero de Motril (Granada). En el registro del domicilio, se intervinieron 141 plantas, un vehículo, un teléfono de alta gama y diferente utillaje para el cultivo y crianza de la marihuana.

Las investigaciones se iniciaron tras detectar en el barrio motrileño de Varadero una vivienda —conocida en el argot como guardería— en la que podrían estar cultivando marihuana para distribuirla entre los traficantes a pequeña escala asentados en la localidad de Motril. Los investigados determinaron que del piso emanaban fuertes y molestos olores a marihuana y que además la instalación eléctrica efectuada para dar luz, calor y ventilación a los diferentes invernaderos se había realizado de manera ilegal, con "enganches derivados de la red eléctrica".

Los agentes registraron en el piso y descubrieron que se trataba de un inmueble diáfano y que una de sus habitaciones se hallaba perfectamente equipada para el cultivo y la producción intensiva de marihuana, incautando 141 plantas. La plantación 'indoor' disponía de todos los elementos necesarios para una correcta y rápida producción de marihuana —lámparas de calor, extractores, ventiladores, productos químicos para aumentar el rápido crecimiento de la cosecha, humidificadores, termostatos y medidores de ph—.

La operación ha sido llevada a cabo por agentes de la Policía Nacional de Motril. Los detenidos fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Motril en funciones de guardia.

Consulta aquí más noticias de Granada.