La consejera de Salud y Bienestar Social, María Jesús Montero, ha asegurado este miércoles que la situación sanitaria en Cádiz "es la adecuada a la demanda y a los niveles de población", toda vez que está distribuida "de forma equitativa, con acceso a centros hospitalarios y de salud".

Durante su comparecencia en la Comisión parlamentaria del ramo a fin de informar sobre la situación sanitaria de esta provincia, a petición del grupo parlamentario de IU, Montero ha defendido que su departamento ha optado "por el mantenimiento de servicios, en detrimento de inversiones en infraestructuras".

Según ha aclarado, esta decisión responde a la necesidad de "no retroceder" en los derechos de los ciudadanos adquiridos en los últimos años, si bien sí ha admitido, como contrapartida, una "ralentización" de inversiones. "En Cádiz, como en el resto de provincias, las obras ya en marcha seguirán, aunque el ritmo irá mas lento", ha dicho Montero.

Por su parte, el diputado de IU Ignacio García ha coincidido con Montero en que la atención sanitaria en la provincia "es magnífica, aunque puede ser mejorable", además de que se hace en el ámbito de lo público "frente a otras CCAA, que quieren hacer ver en lo privado la panacea".

Tras admitir también las dificultades financieras derivadas de la crisis, "nos guste o no", y la gestión del Gobierno central por sus presupuestos en materia de inversión en sanidad, ha pedido en cualquier caso celeridad para la apertura del futuro Chare de la Janda y un aumento de la implicación del uso compartido del Hospital Militar de San Carlos.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.