El cuerpo sin vida de Pablo Antonio M. C., un inmigrante de Costa Rica sin regularizar, fue hallado ayer en Torrejón de Ardoz por una pareja de viandantes que avisó a los servicios de Emergencias 112.

El fallecido tenía 32 años, carecía de papeles y no tenía antecedentes, según informó la Policía.

El cadáver se encontraba tirado en el suelo, y boca abajo, en la confluencia de las calles de Budapest y Teruel.

El joven había recibido un disparo en la cabeza

 

Aunque al principio se pensó que la causa de la muerte había sido un fuerte golpe en la cabeza, ya que presentaba evidentes signos de violencia, finalmente agentes del Cuerpo Nacional de Policía de Torrejón de Ardoz confirmaron que el joven había recibido un disparo en la cabeza.

Sin testigos

Hasta última hora de la noche de ayer no se habían encontrado testigos y se desconocía cuál podía haber sido el móvil del suceso. El cadáver fue trasladado al Instituto Anatómico Forense de Madrid, donde se espera que hoy se le realice la autopsia para determinar las causas concretas de su muerte.

Con este fallecimiento son ya 53 las muertes violentas registradas en la región en lo que va de año, nueve más que en el mismo periodo de 2005. El año pasado por estas fechas, las muertes por ajustes de cuentas y violencia desmedida sumaban un total de 44.

Menos en la capital

El modus operandi más habitual de este tipo de sucesos es el disparo de arma de fuego a bocajarro o la herida letal por arma blanca.

Del total de 53 muertes violentas de este año, más de la mitad han ocurrido fuera de Madrid capital y, por nacionalidades, 17 de los fallecidos eran de Latinoamérica, 32 de Europa –de los que 27 eran españoles– dos asiáticos y dos africanos.
El año pasado por estas fechas las muertes violentas fueron 44

Las dos últimas muertes –anteriores a la del joven hallado ayer en Torrejón– fueron la de un representante de joyas asesinado en el distrito de Centro, muy cerca de la calle Gran Vía, y la de un mendigo que fue degollado junto al paseo de la Florida (en el distrito de Moncloa-Aravaca).

Arrollada por un todoterreno

Una mujer de 94 años se encuentra herida grave después de ser arrollada ayer por un todoterreno en Pozuelo de Alarcón. La mujer se encontraba apoyada en la verja de la residencia de mayores donde vive, en la calle García Martín, cuando el vehículo se salió de la vía por motivos aún desconocidos y se le echó encima.

Tras estabilizarla en el lugar del accidente, la UVI móvil del SUMMA la trasladó con policontusiones y una herida importante en la pierna izquierda al Hospital 12 de Octubre. El suceso se produjo sobre las 11.24 horas mientras la mujer esperaba a sus nietos para pasar el día de fiesta.