Susanna Griso
Una imagen de archivo de Susanna Griso. ARCHIVO

Tanto Espejo público como El programa de AR están prácticamente igualados en audiencia. Ambos son magacines matinales y siempre tienen entre sus contenidos conexiones en directo de reporteros que cubren temas de actualidad, en muchas ocasiones de sucesos.

La pelea que mantienen Ana Rosa Quintana y Susana Griso por hacerse con la audiencia se ha trasladado a la calle y sus reporteros se han pisado a la hora de entrevistar a los familiares del pequeño Gabriel, fallecido en una laguna de Vicálvaro, tal y como adelantaba Vertele.com.

Susanna Griso pidió que se cortara la conexión Este viernes la representante de la familia del niño trágicamente fallecido se encontró con que dos equipos de televisión, uno de Telecinco y otro de Antena 3 intentaban entrevistarla a la vez, mientras la joven titubeaba y miraba a ambos lados, sin saber a qué micrófono y a qué preguntas responder. 

Sin embargo, el reportero de El programa de AR le puso a la mujer el auricular en la oreja antes, lo que le permitía escuchar las preguntas de Ana Rosa Quintana. Tras unos minutos de tensión, en los que unos y otros intentaban preguntarle por la autopsia del niño y por el estado de la madre, el reportero de Telecinco le decía a su compañera de Antena 3: "si nos dejáis que acabemos la entrevista, es que estamos haciendo una entrevista muy complicada...".

Ana Rosa intervenía entonces haciéndole ver a la representante, visiblemente confundida, que lo que oía por la oreja era el sonido de su plató y le decía a los "compañeros" que se "centraran" y que "luego le hacían la entrevista tranquilamente", "de uno en uno".

Por su parte, en el plató de Susanna Griso se vivía la escena con indignación, hasta que Susanna Griso pidió que se cortara la conexión y se esperara para retomar el tema hasta un momento más propicio. Uno de sus colaboradores, Alfonso Egea, añadía que "no seremos nosotros los que atosiguemos a un entrevistado", palabras por las que se disculpó más tarde, por si hubieran podido ofender a "algún compañero de otra cadena".