El consejero delegado de Banco Sabadell, Jaume Guardiola, pide que el 'banco malo' sea público para preservar un valor razonable de los activos inmobiliarios españoles a medio plazo, ya que confiándolo al sector privado llegarán fondos de inversión oportunistas que ofrecerán "precios de liquidación".

En una conferencia en la 8 Conferencia Anual de la Banca de Ahorro Corporación celebrada en Esade, Guardiola ha señalado que la determinación del Ejecutivo central de que el 'banco malo' no compute como deuda pública provocará grandes pérdidas patrimoniales no solo para los bancos, sino para los ciudadanos, ya que el valor general de los pisos bajaría radicalmente, opinión que ha compartido en el mismo foro la directora financiera de Bankinter, Gloria Ortiz.

Guardiola ha augurado que los mercados van a descontar de cualquier forma a España la creación del 'banco malo', y señaló que se pueden seguir modelos como el de Irlanda para mantener el valor de los activos mientras dura la crisis, apartándolos temporalmente, con precios con descuento, pero no muy por debajo del mercado, para encontrar inversores más adelante.

Banco Sabadell, junto a Banco CAM, prevé cerrar 2012 con unas ventas inmobiliarias de 1.193 millones de euros, y ha registrado un descuento medio del 38% en las operaciones realizadas este año: "Si tienes bien provisionados los activos y se ajustan los precios a la demanda, se produce la venta".

Recortes en españa

Guardiola ha considerado que pese a las medidas dramáticas que está tomando el Gobierno español ante la crisis, le falta "valentía, o más bien sabiduría respecto a lo que se haría en una empresa".

Ha argumentado que las decisiones del Gobierno se centran en un enfoque numérico o cuantitativo, como en los sueldos de los empleados públicos, y no en la reflexión sobre el rol del Estado: "Hay pocas decisiones como eliminar organismos o abandonar actividades que puede hacer el sector privado", ya que el problema de fondo es que el sistema público es poco eficiente, ha remachado.

Preguntado por la actitud del Gobierno respecto a la tardanza en la petición de rescate a Europa, ha opinado que se debe "respetar y confiar" en el Ejecutivo, porque se trata de una negociación en el entorno europeo de la que no se conocen las características; aunque sí ha apuntado que Europa tiene procesos de actuación y decisión muy lentos que se deberían agilizar.

Sobre si Banco Sabadell vive con preocupación el debate de la independencia de Cataluña, ha señalado que la entidad lo vive con atención, a la espera de cómo evolucione, y que es "una variable más" a tener en cuenta.

Consulta aquí más noticias de Murcia.