ARAG-ASAJA pone en marcha un servicio de prevención de riesgos mancomunado, en colaboración con el Gobierno riojano

El consejero de Industria, Innovación y Empleo, Javier Erro, junto con el secretario general de la asociación ARAG-ASAJA, José Antonio Torrecilla, han presentado esta mañana el nuevo servicio de prevención de riesgos laborales que ha puesto en marcha ARAG- ASAJA, con la colaboración y asistencia del Gobierno de La Rioja a través del Instituto Riojano de Seguridad y Salud Laboral.
Erro y Torrecilla explican servicio prevención ARAG-Asaja
Erro y Torrecilla explican servicio prevención ARAG-Asaja
EUROPA PRESS

El consejero de Industria, Innovación y Empleo, Javier Erro, junto con el secretario general de la asociación ARAG-ASAJA, José Antonio Torrecilla, han presentado esta mañana el nuevo servicio de prevención de riesgos laborales que ha puesto en marcha ARAG- ASAJA, con la colaboración y asistencia del Gobierno de La Rioja a través del Instituto Riojano de Seguridad y Salud Laboral.

Se trata del primer servicio de prevención de riesgos mancomunado para el sector agrícola riojano que busca "facilitar a los agricultores y ganaderos sus obligaciones en esta materia", ha explicado Erro.

Este servicio tiene como objetivo extender la cultura preventiva entre todas las empresas del sector agrícola y ganadero asociadas a ARAG-ASAJA para garantizar el cumplimiento de la normativa en materia de prevención de riesgos laborales y conseguir minimizar la siniestralidad en el sector.

El servicio de prevención mancomunado se forma entre empresas de un mismo sector, en este caso, agricultores y ganaderos, para la organización de los recursos necesarios para el desarrollo de las actividades preventivas en materia de riesgos laborales, ya que, el agricultor, como cualquier otro empresario, debe cumplir con la obligación legal en materia de prevención de riesgos laborales.

Este servicio, denominado ARAG-Prevención, asesorará e informará tanto a la empresa como a los trabajadores en todo lo relativo a la prevención de riesgos laborales, en función de la tarea específica que realice y a los trabajadores que contrate. Para ello contará con un equipo especializado que ayudará a los agricultores y trabajadores del sector en las tareas de gestión de la prevención.

Tal y como ha señalado el consejero de Industria, Innovación y Empleo, Javier Erro, el Gobierno de La Rioja, a través del IRSAL, ha colaborado activamente con ARAG-ASAJA en este proyecto, coordinando, informándoles y asesorándoles en todas las cuestiones planteadas, "porque la gestión preventiva además de ser una obligación legal contribuye a mejorar las condiciones laborales de los trabajadores que contratan las empresas del sector agrícola, normalmente con carácter temporal, y a mejorar la competitividad de las explotaciones agrarias. Todo ello contribuye al cumplimiento del objetivo de la Estrategia riojana de seguridad y salud en el trabajo de acercarnos a la siniestralidad cero".

El servicio arag-PREVENCIÓN

El servicio, que ha explicado Torrecilla, comenzará a ofrecerse a los socios de la organización agraria a principios del próximo mes de septiembre, estará constituido por dos Técnicos Superiores en Prevención de Riesgos Laborales y contará con el apoyo técnico de todo el personal de ARAG-ASAJA. Los técnicos disponen de las tres especialidades:

Seguridad en el trabajo:

La actividad a desarrollar se centrará en la detección de los riesgos con el fin de evitar accidentes laborales. Se abordarán los Aspectos preventivos cuando proceda relativos a seguridad estructural, instalación eléctrica, protección contra incendios, equipos de trabajo y aparatos de elevación, sustancias químicas y diseño de instalaciones preventivas.

Higiene industrial

Se evaluarán los riesgos de exposición a agentes químicos, biológicos y físicos (ruidos, vibraciones, ambiente térmico, radiaciones no ionizantes e iluminación).

Ergonomía y psicosociología

Se evaluarán los riesgos relativos a la ergonomía y cargas físicas en el trabajo que puedan provocar riesgo de sobreesfuerzos, riesgo de posturas penosas e incómodas, riesgo de fatiga postural, riesgos por carga física, o cualquier otro derivado de la actividad.

El servicio mantendrá informado a la Consejería de Industria, Innovación y Empleo, como autoridad laboral, de las empresas que lo constituyen y el grado de participación de las mismas.

ARAG-ASAJA ofrecerá este nuevo servicio en seis de las siete oficinas que tiene distribuidas por toda la oficina riojana: Tricio, Casalarreina, Fuenmayor, Alberite, Logroño y Aldeanueva de Ebro.

La actividad preventiva de este servicio mancomunado se dirige a todas las empresas/agricultores adheridas/os a la asociación. Se estima que las explotaciones agrarias más interesadas en utilizar este nuevo servicio serán en torno a 300, que son las que habitualmente realizan sus gestiones de contratación de trabajadores a través de la organización agraria. Estas empresas cuentan con un volumen medio anual de trabajadores de 9, muchos de ellos son contratados puntualmente para el desarrollo de campañas de recolección agrícola, vendimia y fruta. En todos los casos, el empresario agrario debe cumplir con toda la normativa de prevención, garantizando las mejores condiciones en esta materia para dichos trabajadores.

Beneficios para los agricultores

En cuanto a los beneficios que encontrarán los agricultores y ganaderos al hacer uso de este servicio, podemos destacar los siguientes:

-

Integración de la labor de prevención en el sistema general de gestión de las explotaciones.

-

Cualificación de personal técnico en el sector, con lo que se tendrá un mayor conocimiento de la problemática del mismo.

-

El servicio es personalizado y cercano, esto hace que sea más eficaz y más ágil a la hora de adoptar soluciones y elegir las medidas preventivas adecuadas a cada situación.

-

Información sobre subvenciones para la mejora de condiciones de trabajo o de prevención de riesgos.

-

Optar como colectivo a solicitudes agrupadas de subvención, a raíz de la observación de problemas comunes, con más posibilidades de concesión.

-

Acceso a ofertas de grupo a la hora de hacer inversiones en materia de prevención, que sean comunes a las explotaciones, reflejadas en la evaluación de riesgos y planificación de la actividad preventiva

Datos de siniestralidad en la agricultura

En el primer semestre del año 2012, el sector ha registrado 105 accidentes laborales con baja en jornada de trabajo, de los que 101 fueron leves, 3 graves y 1 mortal. El 31,5 por ciento de los accidentados eran autónomos.

Estos 105 accidentes suponen 4 más respecto al mismo periodo del año anterior, lo que supone un ligero incremento, pero contrasta con el descenso del 24,4 por ciento de la media del total de accidentes con baja registrados en La Rioja con respecto al primer semestre de 2011 (pasando de 1.976 accidentes a 1.494).

El Índice de incidencia del sector agrícola, que mide el número de accidentes registrados por cada 1.000 trabajadores, es de 28,35, es decir, 28 accidentes cada 1.000 trabajadores. Es el sector económico con menor índice de incidencia, un 22,2 por ciento inferior al I.I. general de La Rioja (36,45).

Por otro lado, el 94,3 por ciento de las empresas del sector cumplió con el objetivo de siniestralidad cero, ya que de las 773 empresas, 44 registró algún accidente laboral en el primer semestre del año.

En cuanto a la forma del accidente el 32,4 por ciento fueron musculoesquelético y el 16,2 por ciento choque o golpe contra un objeto. También destaca sobreesfuerzo físico o aplastamiento y caída. Por tipo de lesión, destacaría, dislocaciones, esguinces, torceduras, heridas y lesiones superficiales.

El Gobierno de La Rioja, a través de los técnicos del Instituto Riojano de Salud Laboral (IRSAL), ha asesorado a más de 450 empresas del sector agrícola desde que puso en marcha la Estrategia Riojana para la Seguridad y Salud en el Trabajo en el año 2008-2012.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento