Representantes de las asociaciones de la Federació Valenciana d'Associacions de Familiars de Persones amb Alzheimer (Fevafa) han advertido este jueves de su "desamparo" por el "incumplimiento" de plazos de pago de las administraciones públicas, en especial de la Conselleria de Bienestar Social, según han denunciado en un comunicado, en el que aseguran que trabajadores de las asociaciones han tenido que ser despedidos y otros no cobran las nóminas

Estas entidades han expresado su "máxima preocupación" ya que, según han indicado, siguen "sin recibir los ingresos de las subvenciones concedidas". "Todos los pagos pendientes ya están vencidos, por lo que las Administraciones Públicas están incumpliendo de forma reiterada sus obligaciones hacia los ciudadanos y pacientes de la Comunitat", han apuntado.

La Federación representa a 6.000 afectados, de los que 2.000 reciben asistencia directa de las AFAs (Asociaciones de Enfermos de Alzheimer), el 60 por ciento en centros de día y de respiro, y el 40 por ciento a través del 'Servicio de Ayuda a Domicilio de Estimulación Cognitiva' (SADEC).

Según la Federación, la situación ha provocado que algunas asociaciones "lleven meses sin poder pagar las nóminas y no se vean capaces de seguir prestando sus servicios, pues se trata de cantidades que responden a gastos ya realizados, las cuales siguen sin llegar".

Como consecuencia directa, han puesto de manifiesto la "situación alarmante en la que viven los 500 trabajadores asalariados de la red asistencial de Fevafa", ya que algunos "han sido despedidos y entre los que no lo han sido, hay muchos perjudicados que continúan con su labor sin recibir la nómina a fin de mes".

La presidenta de Fevafa, María Olmos, ha destacado que las personas afectadas por la enfermedad de alzheimer "han de sufrir la crueldad de la enfermedad más la incertidumbre añadida de no saber dónde acudir y, en el mejor de los casos, tienen una asociación que les ampara, pero que en la actualidad y, viendo tanto recorte a todos los niveles, incluidos los recortes en las subvenciones ya concedidas pero que no se han cobrado todavía, las asociaciones se ven obligadas a prescindir de personal y en otras medidas, siguen trabajando sin cobrar, esperando que pueda ser al mes siguiente".

Como ejemplo, ha citado que la asociación de Castellón, donde llevan "más de 17 años prestando un servicio especializado y de excelencia", está atravesando una situación "muy preocupante debido a los recortes del Consell"". "La atención que damos a nuestros familiares es de gran calidad profesional y humana. La Federación solo desea que la Administración responda y poder transmitir la 'buena noticia' cuanto antes", ha dicho.

Consulta aquí más noticias de Valencia.