La delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo, ha asegurado que "desde Andalucía están asustando a la gente" en relación a las medidas que se han "propuesto" desde el Ejecutivo central a las comunidades autónomas para reducir el déficit, señalando que lo que tienen que hacer si no están de acuerdo es "plantear otras". En este sentido, ha manifestado que habrá que hablar de cuestiones como la educación y la sanidad, pero "sin asustar a nade", ya que, según asegura, "la gratuidad y la libertad de acceso a la educación y a la sanidad" constituyen "cuestiones básicas que nunca van a cambiar y que el Gobierno garantiza".

En declaraciones a los periodistas en Cádiz, Crespo ha destacado que el Gobierno de Mariano Rajoy "lo que está haciendo desde el primer momento con Andalucía es ayudarle", matizando que se trata de una comunidad que "tiene que modificar sus presupuestos en 2.600 millones de euros" porque los hicieron en base a "unos ingresos irreales" y, por tanto, "tienen que adaptarlos a las circunstancias actuales".

Argumenta Crespo que en este momento de crisis económica en el que "estamos pidiendo a los ciudadanos que se aprieten el cinturón", el Gobierno de la nación tiene que hacer lo propio, "con sus presupuestos, con sus fórmulas y sus reformas", lo cual también tienen que hacer las comunidades autónomas y los ayuntamientos.

En este punto, ha aludido a las reuniones que está celebrando el Gobierno con las comunidades autónomas "para formalizar cómo se van a hacer los ajustes del gasto", matizando que se trata de "propuestas", ya que son las administraciones autonómicas las que decidirán cómo ajustar su gasto para llegar a ese déficit del 1,5 por ciento.

En lo que respecta a la educación y a la sanidad, Crespo ha dicho que "está claro" que habrá que hablar de ellas para ver, por ejemplo, por qué hay "una estructura de muchísimos directivos en la Sanidad andaluza, y a lo mejor eso es prescindible". De igual modo, considera que la Sanidad andaluza también tendría que plantearse ese "tipo de turismo" de personas que acuden con el objetivo de someterse a alguna operación en Andalucía.

Asimismo, opina que habrá que plantearse como pese a las ratios que hay en los colegios andaluces y en Secundaria "tenemos un 30 por ciento de fracaso escolar" y es una de las últimas comunidades españolas en el informe PISA en cuanto a rendimiento escolar.

Por ello, ha enfatizado que se trata de cuestiones "de las que se tienen que hablar sin asustar a nadie", ya que el Gobierno "garantiza" la gratuidad y la libertad del acceso a la educación y a la sanidad "sin dudas y sin peros".

Plan de pago a proveedores

Por otra parte, la delegada del Gobierno en Andalucía ve "muy coherente" que la Junta de Andalucía se acoja al plan de pago a proveedores puesto en marcha por el Gobierno de España para la administración local y autonómica en el objetivo común de que "las empresas de este país cobren y no haya esa morosidad que existía hasta el momento", que es fruto de una "herencia" que se ha visto agravada por la situación económica actual.

Finalmente, ha manifestado que, una vez se constituya el nuevo Gobierno de la Junta de Andalucía, el Ejecutivo central hablará con el objetivo de "ponernos todos en la misma senda de crecimiento económico y creación de empleo", para lo que, según indica, es necesario tener "un déficit lógico y coherente", y también "salvar la cuestión de los proveedores".

Consulta aquí más noticias de Cádiz.