El Govern ha explicado que busca recuperar los 38 millones de euros correspondientes a las ayudas al empleo del fondo social europeo que la UE ha bloqueado en Baleares, debido al "grave descontrol administrativo y la sucesión de irregularidades encontradas y que habían sido cometidas por el Pacte durante la pasada legislatura".

Según ha explicado el portavoz del Govern, Rafael Bosch, en la sesión plenaria del Parlament que se ha celebrado este martes, para que la auditoría levante la suspensión y se recupere la gestión de los fondos "se ha estado trabajando en la reestructuración del SOIB, en formación de los empleados y en mejorar los controles" en el proceso.

A preguntas de la portavoz 'popular', Mabel Cabrer, Bosch ha recordado que desde julio de 2010, el sistema de control del SOIB no funcionaba y, por eso, para aspirar a recuperar las ayudas "se debe encender una vela antes de meterse en la oscuridad".

En el hemiciclo, Cabrer ha criticado "el descontrol" en las ayudas de la UE con las que se formó "un auténtico caos", que obligó a "su bloqueo" después de que en la anterior legislatura se hablara de "la buena gestión, el buen gobierno y de los rigurosos controles de los fondos públicos".

En concreto, el PP señaló el pasado miércoles que el PSOE otorgó 120 millones de euros de este fondo "sin ningún tipo de supervisión". La portavoz del PP, Mabel Cabrer, afirmó en rueda de prensa que "es necesario conocer si el dinero se ha empleado coherentemente o si ha habido algún tipo de malversación de fondos públicos".