El Requiem de Mozart en la Catedral, interpretado el 28 de marzo por la Coral Discantus y la Orquesta Sinfónica de Jumilla, será el broche final del ciclo cultural Sacro con conciertos en 20 templos de toda la Región cuya entrada será libre y limitada hasta completar aforo.

El ciclo cultural Sacro, cuenta con un programa de más de 20 actividades que se llevarán a cabo entre los meses de marzo y abril, entre las que se encuentran los conciertos 'Joyas de la música sacra en los templos', exposiciones y conferencias.

El coordinador del ciclo, Alfonso Riera, considera que este ciclo es una "pequeña joya" porque "no hay grandes artistas de renombre internacional pero sí hay un trabajo de investigación sobre la música sacra".

"Hace años pusimos a los directores y a los musicólogos de la Región a investigar sobre el gran repertorio de música sacra que existe en la música española, alemana, francesa" y poder "sacar programas todos los años en este ámbito" porque es "donde nació la música" ya que "la música nació en las iglesias".

En este ciclo "hemos querido reunir a los coros más importantes de la Región". En total serán "más de 500 voces" que actuarán en los templos de La Unión, Archena, Alcantarilla, Beniel, Cartagena, Cehegín, Alhama, Santomera, Lorca, Los Alcázares, Blanca, Ceutí, San Javier, Jumilla, Mula y la Catedral de Murcia.

Además Alfonso Riera destaca que estos conciertos se celebrarán en "templos muy importantes de la Región" con destacada "calidad artística" y cuya "sonoridad tiene unas cualidades para que se puedan hacer los conciertos" y puedan "llegar a emocionar al público".

Por otro lado el coordinador también ha destacado que estos conciertos no van destinados sólo a un público "elitista de la música" sino que "creemos que puede ir un público familiar" porque "la emoción que embarga el oír la música sacra dentro de los centros ya supone un aliciente suficiente como para que pueda oírlo cualquier tipo de persona".

Para Pascual Martínez, el presidente de la Fundación Cajamurcia, mantiene que este ciclo busca "promover la difusión de la cultura religiosa ligada a la celebración de la Semana Santa" e "invitar a la reflexión y reflejar la trascendencia social y cultural de la Semana Santa".

Requiem de mozart

El director de la Coral Discantus, Ángel Luis Carrillo, ha agradecido a la fundación que "siga apostando por la cultura con mayúsculas" y "siga programando esta grandísima obra", lo cual es "un verdadero regalo".

Ángel L. Carrillo ha destacado que representar el Requiem de Mozart es un "difícil pero muy gratificante trabajo" porque tras muchos años interpretando esta obra "ya nos podemos centrar en buscar detalles, nuevos aspectos e interpretaciones que hacen que cada año la misma obra se presente de forma diferente".

Se trata de la obra póstuma de Mozart porque murió antes de terminarla y fue concluida por uno de sus más aventajados alumnos. "Pero en el caso de que sólo interpretáramos los fragmentos que compuso" el maestro, "es tan grande y tan profunda esta pieza que seguiría siendo una de las más grandes obras de la historia de la música", ha concluido el director de la Coral Discantus.

Consulta aquí más noticias de Murcia.