Educación pretende rebajar el fracaso escolar hasta un 5% anual con el Plan de Choque que arrancará en septiembre

La Conselleria impulsará convenios con las empresas para facilitar la asistencia de los padres a las tutorías
Maria José Catalá
Maria José Catalá
EUROPA PRESS

La Conselleria de Educación, Formación y Empleo pondrá en marcha el próximo mes de septiembre un Plan de Choque con el que pretende reducir la tasa de fracaso escolar hasta un 5 por ciento anual, según ha avanzado este viernes la titular del ramo, María José Català, que ha señalado que en estos momentos se trabaja con los equipos directivos de una veintena de centros en la elaboración de un documento que reforzará la autonomía pedagógica de los centros y la función directiva.

Català se ha pronunciado así en declaraciones a los medios momentos antes de participar en una reunión con los directores de estos 20 centros de la Comunitat en la sede de Educación convocada para que éstos trasladen a la conselleria su valoración de las propuestas planteadas en el marco de este plan. A partir del próximo lunes, y hasta el 15 de marzo, se celebrarán reuniones individuales con los equipos directivos de cada centro para revisar nuevamente el plan antes de ser presentado.

"Queremos que los directores nos digan qué les parece, si las medidas les parecen acertadas, si piensan que va a funcionar o falta alguna iniciativa que les parece interesante", ha señalado la consellera. Según ha recordado, la cifra de fracaso escolar en la Comunitat Valenciana está "un punto o dos por encima del dato nacional" a pesar de ser "una de las comunidades que más inversión educativa tiene, un 30 por ciento, cuando la media nacional es del 21 por ciento".

Por ello, ha resaltado que "hay que reflexionar sobre las medidas a tomar", dado que muchas veces "no por más inversión económica se obtienen mejores resultados" y, por ello, desde Educación han apostado por trabajar con los propios equipos directivos de los centros en el plan contra el fracaso escolar, un planteamiento que, según Català, supone "una revolución en el mundo de la educación" y que se traducirá en una nueva configuración legal del área.

La consellera ha avanzado que se trabajará para ver si con esta nueva normativa se puede reducir el fracaso entre un 4 y un 5 por ciento anual, aunque ha advertido de que no quieren plantear "un tope" hasta que no se tenga cerrado el documento, que se aplicará en todos los centros educativos de la región a partir del próximo curso.

Autonomía pedagógica "total"

Català ha detallado que una de las claves de este nuevo plan, que contempla la creación de un contrato-programa con cada centro educativo que será evaluado de forma individualizada, es el refuerzo de la autonomía pedagógica de cada centro, que gozará de "total libertad" en este sentido.

"Va a haber autonomía pedagógica absoluta para los equipos directivos, que ellos mismos elaboren toda la programación anual con muchísimas cosas que no van a llegar desde Conselleria y que organicen muchísimos aspectos de su día a día sin tener que acogerse a una Orden general", ha precisado.

Asimismo, se reforzará a los equipos directivos y se impulsarán iniciativas para conseguir "la estabilidad de la plantilla en los centros", ya que, según la consellera, "no se pueden desarrollar este tipo de medidas sin una estabilidad". Por último, también se pretende que la inspección educativa "pase a ser un colaborador en el funcionamiento de este contrato-programa".

Convenios con empresas

La consellera ha matizado que, aunque el plan comenzará a aplicarse en septiembre, probablemente los centros que participan en este proyecto piloto quieran comenzar a desarrollar algunas de las iniciativas contempladas en el documento durante el presente curso escolar, una decisión ante la que Educación les dejará "total flexibilidad".

Asimismo, ha avanzado que la Conselleria trabajará también en el establecimiento de convenios de colaboración con el sector empresarial valenciano para facilitar la asistencia de los padres a las tutorías en los centros, de tal modo que estos permisos no se limiten a los empleados públicos.

En este sentido, ha informado de que los trabajadores de la función pública "podrán solicitar unas horas para asistir a las tutorías y después devolverlas en el momento que sea pertinente".

Comunidad Valenciana

Mostrar comentarios

Códigos Descuento