Las precipitaciones de nieve caídas en las últimas horas en la Serra de Tramuntana de Mallorca ha obligado al Consell de Mallorca a cerrar un tramo de la carretera Ma-10, que une las localidades de Pollença y Andratx, concretamente, entre el Coll de Sa Batalla y el mirador de ses Barques.

Precisamente, el norte y nordeste de Mallorca y la isla de Menorca permanecen desde este jueves en alerta naranja (riesgo importante) por nieve, viento y fenómenos costeros adversos, según la previsión de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

En Mallorca la alerta es por temperaturas mínimas y riesgo de nevadas con acumulación de hasta 5 centímetros de espesor en la Serra de Tramuntana, con una cota de nieve que está bajando de los 400 a 100 metros. Las rachas de viento fuerte pueden alcanzar los 80 kilómetros por hora en el norte, nordeste y en la Serra de Tramuntana.

También hay aviso de alerta naranja por mar muy gruesa por Norte de fuerza 7 a 8 en el norte y nordeste de Mallorca.

En Menorca la alerta naranja es por fenómenos costeros, con mar muy gruesa por Norte fuerza de 7 a 8.

El resto de Mallorca e Ibiza y Formentera se mantiene activada la alerta amarilla (riesgo) por viento fuerte con rachas que pueden alcanzar los 70 kilómetros por hora en el interior, levante y el sur y en las Pitiusas