El Gobierno de Cantabria considera "indispensable" el control del gasto público y ha señalado la concertación social como "una de las grandes herramientas para abordar la reactivación del mercado laboral", anunciando que apuesta "firme y decididamente" por el diálogo con patronal y sindicatos para atajar el desempleo.

Así, la Consejería de Innovación, Industria, Turismo y Comercio ha convocado para próximas fechas las mesas sectoriales de Industria y de Comercio, dos sectores clave para la recuperación económica y que atraviesan una "delicada situación". Esta convocatoria, a la que se irán añadiendo el resto de consejerías del Ejecutivo regional, se suma a la ya activada Mesa del Empleo.

El Gobierno de Cantabria se ha pronunciado así en una nota de prensa de valoración del paro, que ha alcanzado en esta comunidad la cifra récord de 51.879 personas sin trabajo, al sumar 2.606 en enero respecto a diciembre, un 5,29% más. Se trata del quinto mayor aumento del desempleo de todas las comunidades, por detrás de País Vasco (7,2%), Asturias (6,7%), Navarra (6,8%) y Castilla y León (5,4%), además de la ciudad autónoma de Ceuta (5,82%).

Ante estos datos, el Ejecutivo ha señalado que el Servicio Cántabro de Empleo trabaja de forma conjunta con los agentes sociales en la elaboración del Plan de Empleo, "una herramienta que supondrá otro paso más para la recuperación" pues será un documento en el que se articularán medidas concretas y que redundará en la transversalidad. "Afectarán a sectores clave, pero incentivarán la dinamización de todo el tejido productivo. No será la única medida, pero sí jugará un papel fundamental", ha precisado.

En este sentido, ha insistido en que el control del gasto público "no es ya solo una prioridad" sino una "condición indispensable" para acceder a los mecanismos que ha diseñado el Gobierno de la Nación para inyectar liquidez en el sistema.

"Va a exigir un esfuerzo para esta región, pero se va a ver recompensado ya que trae aparejado herramientas efectivas para corregir la demora media en el pago a proveedores. Subsanar esa situación, que en julio suponía una demora superior a los cuatro meses, supone abordar uno de los principales problemas que denuncian pymes y autónomos, auténticos protagonistas de la recuperación. Devolver la liquidez al sistema es apostar por la economía productiva", ha afirmado la Administración regional.

Asimismo, el Ejecutivo regional ha hecho hincapié en que el Gobierno de la Nación propulsará una reforma del mercado laboral "que se convierte en perentoria y que impulsará la reactivación del empleo. Una reforma urgente y en la que el nuevo Gobierno ha tomado las riendas de forma valiente y eficaz", ha dicho.

Las líneas maestras adelantadas por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social convergen con la opinión del Gobierno regional: "una reforma orientada a la flexibilidad que evite que el despido se la única vía de ajuste ante la caída de la actividad", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.