La actividad de la fábrica de Teka se ha paralizado este jueves en respuesta a la convocatoria del comité de empresa que ha sido secundada por la práctica totalidad de la plantilla, que además ha mantenido dos concentraciones en el exterior de la planta, una en el acceso por la zona de Cajo y otra en el de La Reyerta.

"Ha venido todo el mundo o casi todos y aquí estamos toda la jornada, pasando frío, esperando a la reunión del día 7", señalaba a primera hora de la mañana a Europa Press el presidente del Comité de Empresa, Luis Fernández.

El paro de este jueves se enmarca en el calendario de movilizaciones que vienen manteniendo desde que la empresa presentara un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afecta a 198 de los más de 400 trabajadores que tiene en la planta de Cajo.

Los empleados, que habían hecho un caldo para combatir el frío, portaban una pancarta en la que se leía 'Teka y Santander, toda la vida juntos. No a los 198 despidos', y han simbolizado la situación de la factoría con un muñeco blanco colgado de un árbol.

También han cortado la carretera durante breves minutos, coreando consignas como 'Manos arriba, esto es un atraco' o 'Teka Santander, no se va a mover'. Además, en el muro de entrada a la fábrica han colocado otra pancarta que reza 'Nuevo Gobierno, misma destrucción de empelo. No a los 198 despidos'.

Estas protestas han contado con la simpatía de muchos de los conductores que transitaban por el lugar. "La mayoría de la gente que pasa pita o hace señales de apoyo hacia nosotros y en ese sentido estamos muy contentos", ha señalado Fernández.

Un apoyo que también les han manifestado los políticos regionales. "En principio, los políticos, todos de palabra, nos han apoyado y han dicho que harían todo lo que puedan. Pero es ahora cuando tienen que empezar a hacer algo de verdad", ha apuntado.

En este sentido, ha indicado que la reunión del día 7 con dirección de Teka será "una primera toma de contacto" para ver el "talante" negociador de la empresa, ya que hasta el momento no ha tenido "ninguna intención" de ello. "Vamos a ir a la expectativa, a ver cómo vienen ellos", ha apostillado.

Al respecto, ha calificado como "un balance sin más" las cuentas que ha presentado la empresa, que no ha aportado más informes. "Y tampoco sabemos si es verdad o mentira", por lo que reclaman "datos" a Teka y que "nos demuestren las cuentas".

No obstante, ha asegurado que el comité reivindicará su posición, "que no se lleven la sección de cocinas" de la fábrica de Santander, ya que si esto fuera así, más del 60 por ciento de la factoría quedaría vacía y el resto "no tendría mucho futuro". Por eso es algo "irrenunciable" para los trabajadores, que "vamos a luchar por ello".

Fernández también ha invitado a los cántabros a participar en la manifestación que el comité de empresa ha convocado el próximo jueves, día 9, que partirá de Numancia a las siete de la tarde con destino a los Jardines de Pereda. "Animamos a todo el mundo a que venga a apoyarnos, a reivindicar los puestos de trabajo" de Teka, ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.