La consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, ha reconocido la aportación del sector agroganadero al Producto Interior Bruto (PIB) regional y, tras recordar que es el sector que más ha crecido en 2011, ha significado además que es "el que está empujando de una manera muy clara" el crecimiento económico de Castilla y León.

De este modo se ha pronunciado Silvia Clemente en el balance del año 2011 a punto de finalizar que ha centrado en ese crecimiento económico del sector agroganadero y que, a expensas de cerrar el último trimestre —la agricultura y la ganadería creció un 4,6 por ciento en el tercer trimestre—, ha sido "más importante y más destacado incluso del que ya experimentó en 2010".

"Es así porque ha habido una buena marcha tanto en el ámbito de la agricultura como en el de la ganadería", ha explicado la consejera, que ha reconocido, en concreto, los "muy buenos datos" registrados en la agricultura tanto en términos de superficie como de cosecha de cereal, donde se rozaron los 8 millones de toneladas recogidos con un crecimiento del 11 por ciento respecto al año anterior.

No obstante, Clemente ha considerado que "lo más importante" en este subsector ha sido el incremento de los precios, tanto del trigo (32 por ciento), como de la cebada o del maíz (46 por ciento), lo que ha logrado un rendimiento económico "muy bueno y muy positivo" para los agricultores que ha permitido paliar, a su vez, el "excesivo" crecimiento de los costes de producción. "La única fórmula que había de que se equilibrara el crecimiento era con esa subida de los precios", ha explicado.

Silvia Clemente ha significado también la "muy buena cosecha de remolacha" registrada en 2011 con unos datos de riqueza y de producción por hectárea "muy importantes". "Tan importantes —ha recordado— como que nos colocamos como los mejores productores de Europa en términos de producción por hectárea".

Satisfacción por la competitividad de la remolacha

En este sentido, ha expresado la "satisfacción" de la Consejería de Agricultura y Ganadería ante estos resultados tras haber destinado 25 millones de euros desde la reforma del mercado del azúcar para incentivar el cultivo. Según ha recordado, esos 25 millones de euros han sido abonados a los agricultores y van ligados a una competitividad "en la que estamos creciendo".

En cuanto a la ganadería, Silvia Clemente ha recordado que su departamento empezó 2011 "muy preocupado" y trabajando en un plan de apoyo al sector, que "lo estaba pasando muy mal", ha admitido, por el incremento del precio del cereal, un hecho que, según sus palabras, estaba poniendo en peligro la rentabilidad de las explotaciones ganaderas.

Dicho esto, ha informado de que en la última fase del año se han registrado incrementos en los precios en todos los subsectores de la ganadería y ha citado como ejemplos los casos del vacuno y del ovino de leche, donde, "además, hemos querido apoyar la concentración de la oferta".

En este punto, ha recordado que en el año 2011 se ha conseguido un "avance importantísimo" a través de la unión de cooperativas en torno al 'Consorcio del Ovino de Zamora', que es, a su juicio, "quien más ha tirado de esta concentración de la oveja". Clemente ha informado al respecto de que Castilla y León es la primera productora de leche de oveja tras haber conseguido "una importantísima concentración que está beneficiando también a los precios".

Récord en precio de lechazo

En el caso del ovino de carne, Clemente ha destacado los "muy positivos datos" conseguidos en el lechazo, con un "crecimiento récord en los precios" en el último mes del año que no se obtenían desde el año 2007. "Es el mejor precio de los últimos cuatro años", ha reiterado la consejera, que ha detectado además un incremento de los lechazos que llevan etiqueta de Tierra de Sabor o de la IGP, con más de 647.000 a falta de cerrar el mes de diciembre, lo que representa un incremento del 23 por ciento.

Clemente ha informado de que también ha crecido el precio del porcino y del vacuno, que ha alcanzado unos "precios máximos históricos" de los últimos tres años y que, según ha explicado, ha mejorado sus ventas por las exportaciones al Líbano y a Turquía, fundamentalmente.

Entre los 'hitos' de 2011, la titular de la cartera de Agricultura y Ganadería en el Gobierno de Castilla y León ha significado los avances en la competitividad en general de las explotaciones agrarias, con más de 1.300 expedientes de modernización presentados, y las más de 450 incorporaciones de jóvenes, dos líneas a las que se han destinado 27 millones de euros.

En cuanto a la crisis que ha vivido el subsector de la patata, Clemente ha achacado este hecho a que no se trata de un sector intervenido, a diferencia de la producción de leche de vaca o de la remolacha, por ejemplo, y a una cuestión "cíclica" que deriva en caídas de precios cuando hay sobreproducción.

Firma de contratos para la patata

"No tiene regulación y por esa razón se cultiva toda la superficie que los agricultores quieren y se producen las variedades que eligen, lo que provoca, y es cíclico, una sobreproducción de patata y cuando existe el precio baja", ha precisado la consejera, que ha vuelto a apelar a la conveniencia de fijar precios de venta.

"Es lo que hemos hecho y en lo que seguiremos trabajando para que este tipo de situaciones no se produzcan en el futuro, pero depende de los agricultores la voluntad de firmar o no firmar", ha aclarado Clemente, que ha recordado a los agricultores que estas situaciones no se pueden impedir si no eligen los contratos. "Solamente se pueden paliar, que es lo que hemos intentado hacer una vez más igual que en 2009", ha sentenciado.

Por último, ha recordado que la Consejería de Agricultura y Ganadería gestionó en 2011 cerca de 1.000 millones de euros de la PAC en ayudas a agricultores y ganaderos que vienen desde Europa con cofinanciación desde Castilla y León.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.