La Audiencia Provincial de Cádiz juzga el próximo día 10 a un acusado para el que el Ministerio Fiscal pide seis años y medio de cárcel por tres delitos de lesiones a su pareja y otro delito de detención ilegal. Según apunta, el reseñado se encuentra en prisión provisional por estos hechos.

Según el escrito de calificación fiscal, al que ha tenido acceso Europa Press, los hechos tuvieron lugar el 19 junio de 2011 en la localidad gaditana de Chipiona, donde el acusado y la víctima, que llevaban seis meses de relación, convivían desde hacía dos meses.

Al parecer, los hechos tuvieron lugar sobre las 3,00 horas, cuando víctima y agresor se encontraban en casa de un vecino y la mujer se negó a volver a la casa que tenían en común. En consecuencia, el acusado supuestamente la agarró y la introdujo a la fuerza en la casa, la cual cerró con llave sabiendo que ella no tenía.

Presuntamente la introdujo en el dormitorio, la insultó y la golpeo en reiteradas ocasiones. En un descuido la mujer intentó escaparse sin éxito, volviendo a ser golpeada por el agresor. Según el relato del Ministerio Fiscal, la mujer se habría quedado dormida y despertada a golpes pasadas una o dos horas.

Detalla la Fiscalía que la víctima y el presunto agresor mantuvieron un forcejeo en el curso del cual ella consiguió salir por la puerta, que estaba abierta, poco antes de las dos de la tarde del día 20, pero como la cancela estaba cerrada con candado saltó la valla, haciéndose una herida en la pierna.

Por auto de 21 de junio de 2011 se le impuso al acusado la prohibición de aproximarse y comunicarse con la reseñada, el cual fue dejado sin efecto tras comparecer la mujer en el juzgado y solicitar que se dejase sin efecto la medida porque quería retirar la denuncia y reanudar la convivencia con él.

Para el Ministerio Fiscal, los hechos relatados constituyen tres delitos de lesiones y un delito de detención ilegal, considerando procedente imponer la pena de diez meses de cárcel por cada uno de los delitos de lesiones y cuatro años de prisión por el de detención ilegal. Asimismo, implica la prohibición de acercarse a menos de 200 metros o comunicarse con la víctima en un periodo de nueve años.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.