El Gobierno de Cantabria presentará este lunes, 21 de noviembre, los presupuestos de la comunidad autónoma para el año 2012, los primeros que elabora el gabinete encabezado por el presidente Ignacio Diego tras la victoria del PP por mayoría absoluta en las pasadas elecciones autonómicas

Según las estimaciones que ha venido manejando el Ejecutivo, el documento económico bajará en términos generales en torno a un 1 por ciento.

Las cuentas de este año 2011, las últimas de PSOE-PRC, ascendieron a 2.395 millones de euros, un 2,5 por ciento menos con respecto a 2010.

Para los próximos presupuestos, Diego ha avanzado antes de su presentación que la sanidad subirá un mínimo de 2%, la educación no sufrirá ningún recorte, la atención a la dependencia aumentará "ligeramente", y las prestaciones y programas sociales subirán más de un 10%.

Además, las inversiones del Gobierno crecerán por encima del 2%, y el Servicio Cántabro de Empleo (SCE) un mínimo de un 5%.

La Consejería de Economía y Hacienda ha trabajado en diferentes escenarios políticos y económicos con la previsión de un crecimiento del 1% del PIB.

Y aunque no se conocen las grandes cifras, sí se han ido avanzando algunos datos, como la reducción del 30% en el presupuesto para el Consejo Económico y Social (CES). DIRECTRICES

Los presupuestos generales de la comunidad autónoma para 2012 "retomarán" la "senda" de la estabilidad y la "disciplina" en las cuentas públicas, pero también promoverán el crecimiento económico y "avanzarán" en las políticas sociales, según las directrices que marcó nada más llegar al Gobierno la consejera de Economía, Hacienda y Empleo, Cristina Mazas.

La creación de empleo, el "fortalecimiento" del Estado del Bienestar y la estabilidad de las cuentas públicas son los objetivos que fija el Gobierno de Cantabria para este documento, con el objetivo de dotar de "mayor eficacia y eficiencia" a la comunidad autónoma, para lo que se promoverán las actuaciones que permitan el crecimiento económico de Cantabria.

De esta forma, se espera conseguir la creación de empleo y el fortalecimiento de los "pilares básicos" del Estado del Bienestar, como la educación, la sanidad y los servicios sociales.

No obstante, se precisa que estos objetivos se buscarán "en consonancia" con el "obligado cumplimiento" de la estabilidad presupuestaria que ha marcado el Estado para el período 2012-2014.

Para crear las "condiciones óptimas" que consigan "dinamizar" la economía regional, el departamento que encabeza Cristina Mazas apuesta por aplicar una "estricta austeridad" al gasto público que no sea esencial (el que no sea educación, sanidad y servicios sociales) y por "priorizar" las acciones inversoras.

El objetivo final es "proteger y avanzar" las políticas sociales "básicas", además de "retomar la senda de la disciplina y estabilidad presupuestaria".

A la hora de elaborarlos, el Gobierno se muestra "consciente" de la "difícil" situación económica de la comunidad autónoma, junto a la "imperiosa" necesidad de más "transparencia, austeridad y eficacia".

Para Mazas, resulta "imprescindible" la reducción y el control "inmediato" del gasto público, abordando su "racionalización", motivo al que responden medidas ya adoptadas, como la reducción del número de consejerías del Gobierno de Cantabria.

La titular de Economía marca en una orden la metodología que deberán seguir todas las áreas del Gobierno para confeccionar el documento final de los presupuestos de la comunidad autónoma para el año próximo.

Estos pasan por delimitar los objetivos y metas, así como la determinación del volumen de gasto, atendiendo a su "necesidad" y "eficacia".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.