Una antigua nave abandonada de Inagra, situada en el Camino de las Vacas, en Granada, se incendió en la noche de este jueves por causas que aún se desconocen, aunque la existencia de varios focos hace sospechar a los investigadores que pudo ser intencionado. Las llamas han provocado daños materiales en las dos plantes del edificio, que albergaba un asentamiento de ciudadanos rumanos.

Según ha informado a Europa Press el portavoz de la Policía Local, fue sobre las 20,00 horas cuando se recibió una llamada de alerta al 092. En ese momento, dos unidades policiales se desplazaron a la zona, y procedieron a retirar en un primer momento varias bombonas de butano que se encontraban en la nave y que corrían el riesgo de explosionar.

En el momento del siniestro, sólo se encontraba una mujer en el interior de la nave, por lo que no tuvo que procederse al desalojo de más personas. Tras la llegada de los Bomberos, la Policía Local procedió al corte del tráfico. El fuego se dio por controlado sobre las 21,00 horas, pero no fue hasta pasadas las 22,30 horas cuando se extinguió completamente.

Según han informado a Europa Press fuentes de Bomberos, en la nave había "gran cantidad de basura", por lo que los trabajos de extinción fueron muy "laboriosos". Además, dada la gran cantidad de elementos que se encontraban en el interior, los efectivos han tenido que regresar de madrugada, ya que las llamas se habían reavivado. Al parecer, había varios focos, con lo que se sospecha que le fuego pudo ser intencionado.

Consulta aquí más noticias de Granada.