Trabajadores en una fábrica
Imagen de archivo de unos trabajadores en una fábrica de coches. ARCHIVO

El coste laboral de las empresas por trabajador y mes se situó en 2.599,79 euros en el segundo trimestre, lo que supone un aumento del 0,8% respecto al mismo periodo de 2010.

Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), de dicho gasto, el coste salarial (que incluye salario base, complementos, pagos por horas extraordinarias y atrasos, todo medido en términos brutos) se situó en los 1.938,78 euros por trabajador y mes, lo que supone un 0,6% más.

Los otros costes, no salariales, aumentaron el 1,5% y se situaron en 661,01 euros por trabajador y mes.

Dentro de la partida de otros costes no salariales, las cotizaciones obligatorias a la Seguridad Social aumentaron el 0,9% hasta los 572,06 euros, mientras que las percepciones no salariales, subieron el 4,8% hasta los 108,75 euros, especialmente por el incremento de las indemnizaciones por despido.

Los costes en las subvenciones y bonificaciones, subieron el 2,7 %, lo que supuso 19,8 eurosLos costes en las subvenciones y bonificaciones, subieron el 2,7%, lo que supuso 19,8 euros.

La construcción fue el sector con mayor incremento del coste laboral, con un alza del 3%.

Dentro de ese gasto destacan los aumentos del 3,2% del coste salarial, hasta los 1.933,53 euros, por la subida de las pagas extraordinarias y el de los otros costes, del 2,5% (787,88 euros) por las indemnizaciones por despido.

La industria tuvo el mayor coste laboral total, 2.911,71 euros (el 1,6% más) y también presentó el mayor aumento del coste salarial, un 3,1%, hasta los 2.165,68 euros, mientras que los otros costes disminuyeron el 2,6% (746,03 euros) especialmente por las indemnizaciones por despido.

En cuanto a los servicios, el coste laboral fue de 2.523,16 euros, el 0,6% más que en el segundo trimestre de 2010, a pesar de la bajada del coste salarial, que cayó el 0,2% hasta los 1.893,14 euros, por el aumento de los salarios ordinarios y la bajada de las pagas extra.