El Ayuntamiento de Fraga (Huesca) ha completado la segunda fase de la renovación de la iluminación del Casco Histórico, un proyecto que consta de cuatro etapas y que el concejal delegado de Infraestructuras, Amadeo Sampietro, espera completar antes de 2012.

En la primera fase, completada el pasado otoño, se actuó sobre una treintena de calles del entorno de la Plaza San Pedro y el barrio de Atarazanas con una inversión de 191.400 euros. Ahora, se ha acometido la renovación de las luminarias del entorno del Castillo de Fraga con una inversión de 100.000 euros.

"Actuamos sobre calles tales como Las Cruces, Pintor Viladrich, Massalcoreig, Alcarràs, Afueras, Pintor Viladrich y el Parque del Castillo", ha dicho el edil.

El proyecto completo contempla no obstante actuaciones similares en el entorno del Paseo Segoñé y la calle Obradores, las vías que circundan el colegio Miguel Servet y el entorno de la Avenida Reyes Católicos, además del Parque de la Pinada, "donde estamos valorando la posibilidad de instalar dispositivos LED. Las fases que quedan pendientes implican una inversión de 580.000 euros que debe sumarse a las ya realizadas. Esperamos que todo esté completado en 2012", cuenta Sampietro", ha indicado Sampietro.

Las actuaciones de mejora del alumbrado público ejecutadas y proyectadas pretenden reducir el consumo eléctrico mediante la instalación de luminarias de mayor eficiencia.

En concreto, las lámparas de vapor de mercurio que hasta la fecha funcionaban en las calles de Fraga se sustituyen por otras de vapor de sodio con reguladores de flujo que permiten ahorros de hasta el 40 por ciento en el consumo. "Tal como están las cosas, todo ahorro es poco y más en la factura de la luz. Por eso instalamos sistemas de iluminación más eficientes", ha señalado el edil.

Consulta aquí más noticias de Huesca.