Director Chernóbil: 'Se ocultó la verdadera causa del desastre'
Reuters Reuters

El ex director de la central nuclear ucraniana, Viktor Bryukhanov dijo a la revista rusa Profil en una entrevista poco habitual que los científicos encubrieron toda la verdad sobre los fallos de diseño que contribuyeron a causar el peor accidente nuclear del mundo.

Bryukhanov, que fue encarcelado por negligencia debido al accidente, habla en un momento en que la energía nuclear está de regreso gracias a que países como China y Estados Unidos vuelven a valorarla como un modo de producir energía sin emisiones de carbono, al contrario de lo que sucede con los combustibles fósiles.

'Hay que comprender las causas reales del desastre para saber en qué dirección se deberían desarrollar fuentes alternativas de energía', citó Profil a Bryukhanov en su último número, publicado el lunes. 'En este sentido, Chernóbil no ha enseñado nada a nadie'.

El reactor número cuatro de la planta estalló cuando se estaba realizando una prueba a primera hora del 26 de abril de 1986. El reactor, en lo que entonces era la república soviética de Ucrania, arrojó una enorme nube de polvo radiactivo sobre gran parte de Europa.

La mayoría de los científicos coinciden ahora en que el accidente estuvo causado por una combinación fatal de fallos en el diseño del reactor y el error del personal de guardia a la hora de seguir los procedimientos de seguridad.

ENCUBRIMIENTO

Bryukhanov reconoció que su personal había cometido errores, pero dijo que las investigaciones oficiales sobre la causa del desastre habían sido un encubrimiento diseñado para exonerar a la industria nuclear.

'Los científicos, los ingenieros de construcción, los expertos de la fiscalía, todos defendieron sus intereses profesionales y eso fue todo. Hubo un tejido de mentiras que nos distrajo de la búsqueda de las causas reales del accidente', dijo el científico.

Reactores con el mismo diseño que el de Chernóbil aún están operativos en el este de Europa, aunque fueron modificados tras el accidente para eliminar los fallos de seguridad descubiertos en la investigación.

La investigación oficial del accidente fue parte de un encubrimiento más amplio, internacional, sobre los riesgos de la energía nuclear, aseguró Bryukhanov, aunque no ofreció pruebas para respaldar sus declaraciones.

'No solo somos nosotros: los estadounidenses, los franceses, los ingleses, los japoneses están escondiendo las causas reales de los accidentes en sus propias centrales nucleares'.

Bryukhanov estaba en su casa cerca de la planta cuando el reactor estalló. Cumplió la mitad de sus 10 años de prisión y ahora vive en la capital ucraniana, Kiev, dijo la revista.

/Por Christian Lowe/