Agentes de la Comisaría de Alzira (Valencia) han desmantelado un clan familiar en una operación contra el tráfico de estupefacientes, en la que han realizado ocho registros y han detenido a siete personas, tres hombres y tres mujeres de entre 23 y 32 años de origen español, y un hombre de 44 años de origen uruguayo, como presuntos autores de los delitos contra la salud pública, blanqueo de capitales y pertenencia a grupo criminal. la venta de las sustancias se hacía por el método de 'telecoca'.

En los ocho registros de viviendas, los agentes se han incautado de 14.000 euros en efectivo; 255 gramos de cocaína en roca; 175 papelinas de cocaína; 70 gramos de una sustancia de corte; seis kilos de cogollos de marihuana; útiles y efectos para la manipulación y envasado de este tipo de sustancias; seis coches y dos motocicletas; 20 teléfonos móviles; tres ordenadores; dos pistolas simuladas y una de fogueo y diversas joyas, según ha informado la Jefatura Superior en un comunicado.

En la operación policial han participado agentes de las brigadas de policía judicial de Alzira y Valencia, GOES, UIP, Guías Caninos y Policía Científica de Alzira. La investigación se inició aproximadamente hace tres meses con la colaboración del grupo de Blanqueo de Capitales de esta Jefatura Superior, al tener conocimiento de la existencia de un clan familiar asentado en un barrio de Alzira que podría estar dedicándose al tráfico de drogas.

Durante la investigación los agentes averiguaron que el grupo presuntamente se dedicaba a la venta de sustancias estupefacientes por el método de 'telecoca'. Los clientes contactaban con los sospechosos por teléfono para, a continuación, citarse en lugares públicos o en el domicilio de los vendedores y realizar la transacción.

Dos de los detenidos, que eran hermanos, presuntamente eran los encargados de conseguir las sustancias, que posteriormente vendían junto con sus mujeres y dos personas más, mientras que el séptimo detenido presuntamente guardaba las sustancias en su domicilio. Los agentes realizaron las entradas simultáneamente en ocho viviendas de Alzira, algunas de ellas en las mismas calles y detuvieron a siete personas. Los detenidos, cuatro con antecedentes policiales, pasaron a disposición judicial, y cuatro de ellos ingresaron en prisión.

Consulta aquí más noticias de Valencia.