La comunidad andaluza es una región "privilegiada" desde el punto de vista de la biodiversidad, en la que en los últimos once años se han descrito 322 especies de fauna, lo que supone una especie nueva de media cada doce días. Además, desde hace 15 años se han descrito 2.023 especies en la Península Ibérica, de las que el 27% están en territorio andaluz, según los datos facilitados Europa Press por la Consejería de Medio Ambiente.

En este sentido, indica que la conservación de esta "privilegiada biodiversidad" es una de las apuestas que la Administración andaluza recoge en la Estrategia Andaluza de Gestión Integrada de la Biodiversidad, de la que ultima su entrada en vigor, prevista para el presente 2011, y que se encuentra actualmente en audiencia a los miembros del Consejo Andaluz de Biodiversidad. Superado este trámite, en el que se establece un plazo de 15 días para la presentación de alegaciones, la Consejería de Medio Ambiente enviará el documento definitivo para su aprobación en Consejo de Gobierno.

Según señala, esta Estrategia es fruto de un amplio proceso participativo y está concebida como marco de referencia de la política europea e internacional en materia de biodiversidad, cuyo Día Internacional se celebra este domingo, día 22 de mayo. Además, incorpora las directrices y líneas de acción del conjunto de los compromisos ambientales de la Junta. La nueva estrategia plantea ocho grandes líneas de actuación para seguir conservando la biodiversidad en Andalucía y mejorar el funcionamiento de sus ecosistemas.

Entre los aspectos más novedosos contemplados en la nueva norma destacan la plena integración de la biodiversidad como generadora de bienes y servicios, la introducción de acciones y objetivos dirigidos a dar respuestas a los procesos asociados al cambio climático y la apuesta por una gestión activa, participativa y transparente.

Cabe destacar que la Junta considera la conservación de la biodiversidad "un factor clave" para el desarrollo económico ligado al territorio, y "una potente herramienta" de creación de empresas y empleo, como demuestra la Adecuación del Plan Forestal Andaluz, cuyo Programa 5 estructura la conservación y recuperación de la biodiversidad y la gestión cinegética y piscícola. Así, este Programa del Gobierno andaluz, está dotado con algo menos de 294 millones de euros y generará 2,3 millones de jornales en los próximos años.

La Estrategia, en contraposición a los planes parciales y sectoriales que existían hasta el momento, pretende recoger "una visión integradora de la gestión del patrimonio natural, en la que participen los sectores económicos y sociales, ecologistas, propietarios, universidades, centros científicos y administraciones locales.

"El patrimonio natural andaluz es complejo por lo que la visión del mismo ha de ser compleja, asumiendo la realidad y las necesidades de éste, así como qué hay que hacer", expresa. Además, indica que "la Estrategia busca un modelo multiprofesional, lo que supone la integración de todos los actores implicados, directa o indirectamente, en el patrimonio".

Plan "integrador,

Ambicioso y necesario"

El departamento de José Juan Díaz Trillo resalta el carácter "integrador, ambicioso, coherente, consensuado y necesario" de este plan, que ha contado con un alto grado de participación. "A diferencia de lo que se ha hecho tiempo atrás, ahora sabemos que no podemos gestionar el territorio sin la gente que vive en ellos, fuerzas vivas del territorio", ha confesado, subrayando la importancia de contar con propietarios, pastores, cazadores, ganaderos, agricultores y administraciones locales, como evidencia la lucha contra el uso del veneno, que ha convertido a Andalucía en referente nacional. En esta línea, ha manifestado que estos actores tienen que sentirse parte del territorio y conocer que es compatible obtener recursos del mismo y su conservación.

Paralelamente a la aprobación de esta estrategia integral, la Junta de Andalucía viene desarrollando coordinadamente diversos programas transversales que repercuten en la biodiversidad y el medio natural como los planes de recuperación y conservación que afectan a 134 especies silvestres, 38 de fauna y 96 de flora, entre las que se encuentran 14 especies amenazadas. También merece mención aparte la Estrategia Andaluza para la Erradicación del Uso Ilegal de Cebos Envenenados, que ha logrado una disminución del 50 por ciento en los casos de envenenamiento desde 2006, apuntando que el año pasado sólo se detectaron 97 casos.

Otros logros recientes obtenidos en Andalucía en la conservación de la biodiversidad son la obtención este año de 26 nuevos cachorros de lince ibérico en el marco del Programa de Conservación Ex-situ, lo que supone 76 desde 2005, y la reintroducción exitosa de individuos exsitu e in-situ en dos comarcas; el asentamiento en la comarca gaditana de La Janda de la primera colonia reproductora de ibis eremita que se asienta en el continente europeo desde hace cinco siglos; o el incremento anual del 30 por ciento en el último censo de aves acuáticas invernantes.

Otras importantes actuaciones se desarrollan en el marco del Programa para el Control de Especies Exóticas Invasoras, el programa Life para la Conservación de las Aves esteparias, el Programa Life para la Conservación de las Posidonia, el Programa de Actuaciones para la Conservación de Invertebrados Amenazados, el Servicio de Vigilancia Epidemiológica, el Plan Infoca y otros trabajos forestales orientados a la restauración y mejora de los hábitats de numerosas especies, aspecto éste de gran valor puesto que la mejora del hábitat constituye el mejor instrumento para la conservación de nuestras especies.

Por último, ha afirmado que esta Estrategia intenta poner en relieve programas e iniciativas desarrolladas por la Junta además de la del lince, que es la figura "emblemática". En este sentido, la Administración andaluza ha señalado a Europa Press que "a la hora de comunicar a la sociedad la importancia de la biodiversidad, el lince, águila imperial y quebrantahuesos son iconos para comunicar bien el mensaje". No obstante, ha resaltado que las polémicas en torno a la inversión realizada en la conservación del lince o águila imperial, "que parte de la ignorancia", ayuda a centrar la mirada en estas especies. "La sociedad cada vez es más consciente de conservar el patrimonio natural", se felicita.

El Día Internacional de la Diversidad Biológica se celebra anualmente el 22 de mayo y fue instituido por Naciones Unidas para conmemorar la fecha de adopción del texto del Convenio sobre la Diversidad Biológica en el año 1992.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.