El youtuber Tom Scott manda un bocadillo al espacio.
El youtuber Tom Scott manda un bocadillo al espacio. YOUTUBE / Tom Scott

Uno de los grandes sueños de todo astrofísico es averiguar si hay vida más allá de la tierra. Para ello se han hecho diversos viajes al espacio desde hace casi medio siglo, cuando Neil Armstrong y Edwin Aldrin se convirtieron en los primeros en pisar la Luna el 20 de julio de 1969.

Desde entonces ya hemos descubierto más de lo que imaginaríamos del Sistema Solar gracias a satélites que viajan por todo el espacio y nos informan de sus secretos, hasta un coche Tesla orbitando en torno a Marte, planeta que se prevé conquistar. Pero lo que nunca llegaríamos a imaginar es que alguien se podría plantear qué pasa si envías comida al espacio, la regresas a la Tierra y la ingieres.

Pues esto ha sido lo que ha hecho el youtuber estadounidense Tom Scott: ha decicido lanzar un bocadillo a la estratosfera para comérselo después y ver qué es lo que sucede. La grabación la ha subido a la plataforma de internet y él mismo lo ha descrito como uno de sus vídeos "mas absurdos". "Esto comenzó con una conversación en un pub y se convirtió en uno de los vídeos más ridículos que he hecho", afirma Scott en la descripción.

En él se puede observar que, tras llegar a la conclusión de que enviar pan de ajo a la estratosfera podía ser una buena idea, Scott y su equipo metieron el bocadillo en un globo meteorológico y lo lanzaron rumbo a la segunda capa terrestre. El objetivo real era llevar el pan de ajo hasta el borde del espacio, concretamente a 35.000 metros de altitud, con la ayuda de una lente ojo de pez, una radio GPS y una caja.

Una vez alcanzada la altitud necesaria, el youtuber volvió a traerlo de vuelta a la Tierra y, una vez en sus manos, le metió un bocado. Entonces descubrió, como es lógico, que estaba congelado: "Sabe a frío". Se estima que la temperatura de la estratosfera es de entre -55 y 0 grados. Por otro lado, también explicó que el pan tenía una textura parecida a uno sacado del congelador y pasado brevemente por el microondas.