Logo del sitio

Las intoxicaciones por comer tortilla aumentan en verano: así debes cocinar y conservar los huevos para evitarlas

Así se debe cocinar la tortilla para evitar intoxicaciones.
Así se debe cocinar la tortilla para evitar intoxicaciones.
©[vasiliybudarinphotos] via Canva.com.

El verano trae consigo muchas cosas buenas, como los días largos, las terracitas, las cervecitas al sol, las vacaciones, las recetas propias de esta época... Pero también tiene sus contras, que no debemos perder de vista. 

No solo tenemos que cuidar nuestro cuerpo del sol y las altas temperatura, sino que también debemos proteger los alimentos que vamos a consumir para que conserven todas sus propiedades y se mantengan en buen estado hasta el momento de consumirlos. 

Casi nunca nos falta huevos en la nevera, y es que se trata de un alimento tan versátil que ya sean cocidos, fritos, revueltos o escalfados, nos pueden solucionar más de una comida. 

Con los huevos ocurre que debemos tener especial cuidado a la hora de conservarlos y consumirlos, especialmente en verano para evitar toxiinfecciones alimentarias como la salmonelosis.

La tortilla de patata es uno de los platos y tapas más clásicos de nuestro país, aunque a veces se nos olvida que está elaborada a base de huevos y hay que tener cuidado, especialmente en verano, ya que el huevo poco cuajado no se debería dejar más de 2 horas a temperatura ambiente. 

Los consejos para consumir una tortilla segura

Para evitar las intoxicaciones, la Comunidad de Madrid nos regala una serie de consejos tanto a la hora de conservar los huevos como de elaborar la tortilla que nos protegerán de la Salmonella

En cuanto a la conservación de los huevos, la Comunidad de Madrid nos aconseja guardarlos en la nevera pero no habiéndolos lavado previamente, además de no cascarlos en el borde del plato que vayamos a utilizar para cocinar ya que la Salmonella puede estar en la cáscara, por lo que tampoco deberíamos utilizar la cáscara para separar la clara de la yema.

Cuando llega el verano, lo ideal es en cualquier receta asegurarnos de que el huevo esté bien cuajado, y si no es así, utilizar huevo pasteurizado. 

Una vez tengamos la tortilla hecha debemos refrigerarla hasta el momento del consumo y evitar consumirla si lleva más de dos días hecha. 

Otro punto importante a tener en cuenta es no servir la tortilla en el mismo plato que hemos utilizado para darle la vuelta, que se puede producir una contaminación cruzada de la tortilla con los restos de huevo crudo que queden en el plato. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento