Villarreal
Jugadores del Villarreal celebran el segundo gol que les dió la victoria frente al Mallorca. (Efe) EFE/DOMENECH CASTELLÓ

Un gol en el minuto 89 dio una apurada victoria por 2-1 al Villarreal ante el Real Mallorca, en un igualado duelo entre dos equipos que justificaron sobre el terreno de juego su presencia en puestos cercanos a las plazas de descenso.

El Villarreal volvió a hacer gala de su principal defecto en la presente temporada: la incapacidad para generar ocasiones de gol. De hecho fueron los insulares los que gozaron de las mejores oportunidades para marcar.

El equipo de Gregorio Manzano fue creciendo con el paso de los minutos y en el Villarreal volvieron las dudas en su juego, lo que propició que el los mallorquinistas se hicieran con el centro del campo.

Aunque el Mallorca se había hecho por completo con el partido, una excelente jugada del chileno Matías Fernández por la banda izquierda desembocó en una asistencia que Tomasson aprovechó para equilibrar el marcador.

El tanto despertó al Villarreal y a su adormecida afición, así, el equipo del chileno Manuel Pellegrini vivió sus mejores momentos del primer periodo en sus diez últimos minutos ante un Mallorca al que le afectó el gol local.

Penalti dudoso

Si Marcos ya fue objeto de una acción en la primera parte que fue reclamada como penalti por los locales, nada mas comenzar la segunda parte fue derribado en el área por Ballesteros sin que tampoco fuera considerado penalti por el árbitro.

Ninguno de los dos equipos era capaz de imponer su ley en el partido, con un equilibrio de fuerzas total, aunque con una falta de ideas en ambas formaciones que justificaba la posición de ambos conjuntos en la tabla.

Cuando el partido tocaba a su fin, Sebastián Viera, que sustituyó en el descanso al lesionado Barbosa en la portería local, salvó a su equipo de la derrota al imponerse a Víctor en un mano a mano y acto seguido a la salida de un córner el central arentino Fabricio Fuentes marcaba en el 89 el gol del triunfo del Villarreal.

Ficha técnica:

2 - Villarreal: Barbosa (Viera, m.46), Javi Venta, Fuentes, Cygan, José Enrique, Josico (Cani, m.70), Marcos Senna (Somoza, m.74), Matías Fernández, Marcos, Tomasson y Forlán.

1 - Real Mallorca: Prats, Varela, Ballesteros, Nunes, Fernando Navarro, Ibagaza, Tuni (Maxi López, m.70), Pereyra (Jordi López, m.35), Jonás, Jankovic (Víctor, m.61) y Arango.

Goles: 0-1, m.26: Pereyra. 1-1, m.38: Tomasson. 2-1, m.89: Fuentes.

Árbitro: Rubinos Pérez (Comité madrileño). Mostró tarjeta amarilla a los locales Cygan, Matías Fernández y Somoza, y a los visitantes Tuni, Ibagaza, Maxi López y Varela.

Incidencias: partido de la vigésimo cuarta jornada de Primera División disputado en el estadio de El Madrigal ante 19.000 espectadores. Terreno de juego en buenas condiciones.