David Villa
David Villa celebra el gol. (Reuters)

Un cañonazo de David Villa a falta de diez minutos fue la recompensa de una valiente selección española ante Italia, la campeona del mundo. Los de Luis Aragonés dominaron a los ‘azzurri’ y, si bien pudieron encajar algún gol que salvó Casillas y el larguero, merecieron mucho más que los de Donadoni.

En la primera parte, España salió con el esquema con un delantero, donde Fernando Torres era titular. El goleador del Liverpool estuvo muy activo, pero Buffon estuvo a la altura y detuvo los tiros de la selección, que se vio obligada a intentarlo desde lejos. Silva, Xavi y Cesc también pusieron en aprietos a Italia.

Los italianos, con Luca Toni como referencia en punta, se mostraron férreos en defensa y prefirieron buscar el contragolpe, su especialidad. Un gol anulado en fuera de juego a Luca Toni era el primer aviso. El segundo lo dio un disparo de Camoranesi al larguero. Sin embargo, los de Luis Aragonés insistían en el domino del balón.

Camoranesi mandó un balón al larguero de Casillas en la primera parte

La primera parte terminó con un sabor dulce para España, pero sabiendo que en este tipo de partidos no hemos estado a la altura. En la segunda parte comenzó el baile de cambios: Villa por Torres, Riera, Luis García y Arbeloa.

De la Red se quedó sin debutar porque en la primera parte se tuvo que ir Puyol, por lesión, y entró Albiol. Iniesta no fue sustituido y de nuevo demostró que su fútbol es clave para la transición del balón.

La selección siguió atacando e Italia comenzó a despertarse, con Gattusso el partido tuvo más poder en el centro del campo para los de Donadoni y empezaron a tener algunas ocasiones, aunque no había la intensidad de la primera parte.

Todo cambió en el minuto 80. Villa, que había buscado los espacios pero apenas había tirado sólo una vez a puerta, cogió un balón por la izquierda y lanzó un tremendo obús a la escuadra de la portería italiana. Demasiado esta vez para Buffon, que llegó tarde en su estirada a pesar de que antes había detido otro chutazo del ‘guaje’.

Después, los italianos lo intentaron con algo más de ahínco pero esta vez España se portó como una selección de nivel. Es una victoria en un amistoso, ante la campeona del mundo y una de las grandes favoritas, pero ya sabemos que las esperanzas no sirven de nada si no se mantiene el nivel en la Eurocopa.

Esta noche los de Luis Aragonés dieron muestra de que tienen actitud durante los 90 minutos, una fe en la victoria. Si lo hacen con la presión de la competición, España puede alcanzar una meta más aceptable que en el Mundial.

Ficha técnica:

1. España: Casillas, Ramos (Arbeloa, min 74), Marchena, Puyol (Albiol, min 17), Capdevila, Senna (Riera, min 58), Iniesta, Xavi, Cesc (Luis García, min 68), Silva (Xabi Alonso, min 58), Torres (Villa, min 46).

0. Italia: Buffon, Panucci (Zambrota, min 68), Materazzi (Barzagli, min 46), Cannavaro, Grosso, Camoranesi, De Rossi, Pirlo (Gatusso, min 46), Perrotta (Aquiliani, min 60), Di Natale (Iaquinta, min 75) y Toni (Borriello, min 46).

Gol: 1-0 (min 77): David Villa.

Árbitro: F. Stuchlik (Austria). Amarillas a Materazzi, Villa, Xavi, Zambrotta y Grosso.