Frank Rijkaard
Rijkaard imparte instrucciones durante un partido (Stoyan Nenov/Reuters). Agencias
Frank Rijkaard, técnico del Barcelona, salió contento tras la victoria frente a la Real Sociedad (1-0).

"Para mí ha sido un gran partido, aunque
no haya sido tan bonito como otras veces, porque después de todo lo vivido esta semana", en referencia a la clasificación para los octavos de final de la Liga de Campeones, "era muy importante ganar".

El preparador holandés elogió "la actitud" de sus jugadores, a quienes felicitó por el resultado. "Dominamos prácticamente durante todo el partido y me voy contento", resumió.

Mejor ganar así, para que todo el mundo vea que Valdés está atento hasta el último minuto



Rijkaard también apuntó que la última acción del partido, en la que un remate de Mikel González estuvo a punto de empatar el partido, le da un mejor sabor a la victoria de su equipo: "Mejor ganar así, para que todo el mundo vea que Valdés está atento hasta el último momento", expuso.

El holandés informó de que el cambio de Puyol, sustituido por Oleguer en el minuto 27, se debió a la precaución, ya que las molestias del capitán no revisten gravedad.

Por su parte, el entrenador de la Real Sociedad, Miguel Ángel Lotina, se declaró "satisfecho y contento" por la actitud de sus jugadores, aunque lamentó el resultado. "En cuanto a juego no nos han creado demasiados problemas y hemos logrado poner nervioso al Camp Nou", añadió.

Lotina aseguró que ya había previsto "que íbamos a pillar confiado al Barcelona" y desveló que el partido "se desarrolló según lo que había soñado" hasta el gol de Ronaldinho. "Mis planes eran llegar al minuto 35 de la segunda parte con empate a cero", matizó.