Levante
Mustapha Riga, del Levante, festeja su gol ante el Racing con sus compañeros. (EFE / Esteban Cobo). EFE

El Levante se impuso 2-3 a domicilio ante un pobre Racing, en un partido pleno de despropósitos por parte de ambos equipos, y sumó así tres puntos con los que los hombres de Abel Resino se aseguran su permanencia en Primera División.

Desde el arranque del partido se apreció que el que se jugaba más en el envite era el Levante, que presionaba el área cántabra, auque con cierta precipitación.

Así, no tardó en gestarse la jugada con la que se adelantó el equipo que más ganas ponía. El ex racinguista Salva controló un balón en el lateral del área y sirvió para que Ettien, libre de marca, rematara cruzado con la izquierda para batir a Calatayud.

Veintidós minutos tardó el Racing en hacer su primer remate a puerta -antes había botado una falta a las nubes- y para ello necesitó una jugada de estrategia que cabeceó Rubén ligeramente desviado.

Dos o tres acciones de Salva, en las que el delantero saltó metiendo los codos, despertaron a la afición cántabra y a un Racing que sesteaba sobre el césped del Sardinero. Así, se forzó el saque de esquina que ejecutó el argentino Cristian Álvarez al segundo palo, donde Zigic ganó en el salto a la defensa y estableció la igualada.

Pero aún hubo tiempo antes del descanso para que cantara la defensa del Racing y su portero. Primero Rubén no acertó a despejar y, a continuación, Riga se adelantó a Oriol para superar a Calatayud con una vaselina muy alta.

Muchas oportunidades

A la vuelta de los vestuarios el Levante tuvo dos oportunidades seguidas para sentenciar, en sendos disparos de Salva desde el punto de penalti, que desbarató con acierto Calatayud.

Pero también el Racing pudo marcar en un testarazo de Rubén, en el que se vio obstaculizado por un compañero y en una acción personal de Scaloni, en la que al argentino le sobró el último regate.

Y, a partir de ahí, si en la primera parte se había visto poco fútbol, en lo que quedaba de partido sólo la vestimenta de los jugadores y la forma del terreno de juego permitía saber a qué se estaba jugando en Santander.

En pleno festival de despropósitos el Levante volvió a marcar, cuando Serrano dejó irse a Riga, para que éste superara a un Calatayud que en lugar de salir reculó dando facilidades al jugador atacante. Poco después, también la defensa levantina hizo de las suyas, al dejar solo a Melo, en inmejorable posición para acortar distancias.

Y, para acabar, con el tiempo ya cumplido, el Racing a punto estuvo de amargar la tarde al Levante, en un magistral saque de falta de Cristian Álvarez, que se estrelló en la escuadra.

FICHA TÉCNICA:

2.- Racing Santander:
Calatayud; Cristian Álvarez, Rubén, Oriol, Cristian Fernández (Balboa, min 59); Scaloni (Juanjo, min 59), Vitolo, Colsa (Antonio Tomás, min. 76) , Serrano; Melo y Zigic.

3.- Levante: Cavallero; Descarga, Álvaro, Serrano, Rubiales; Camacho, Tommasi; Ettien (Berson, min 57), Riga (Dehu, min 87), Courtois; y Salva (Reggi, min 70).

Goles: 0-1, min. 12: Ettien. 1-1, min. 32: Zigic. 1-2, min. 39: Riga. 1-3, min. 73: Riga. 2-3, min. 78: Melo.

Árbitro: Julián Rodríguez Santiago (Comité Castellanoleonés). Mostró cartulinas amarillas a Salva, Álvaro, Reggi, Descarga y Tommasi por el Levante y a Cristian Fernández por el Racing.

Incidencias: partido de la trigésimo sexta jornada de Liga, disputado en los Campos de Sport de El Sardinero ante 12.667 personas.

Enlaces