Pau Gasol, jugador esta temporada de Los Angeles Lakers en la NBA, comentó en su primera comparecencia tras su vuelta a España, que no comenzará a ver su futuro "hasta el próximo 1 de julio", fecha en la que los equipos podrán negociar con él que es agente libre.

"Afortunadamente ya estoy bien. Parece ser que fue una infección viral que afectó a mi oído interno y al equilibrio, explicó Pau sobre sus recientes vértigos y mareos"Llegue el sábado a mediodía y estoy contento de estar otra vez en casa", dijo el pívot internacional español en un acto del Banco Popular, del que es imagen.

La temporada del jugador español ha sido caótica por los malos resultados de los Lakers y por los vértigos que sufrió las últimas semanas. "Afortunadamente ya estoy bien y parece que todo quedó en un susto. No es una situación agradable y nunca me había pasado nada parecido. Parece ser que fue una infección viral que afectó a mi oído interno y al equilibrio. De ahí surgieron los vértigos y mareos", explicó Pau.

"Ya está todo superado y de hecho las última semanas he estado entrenando con normalidad, también un poco como terapia de recuperación", añadió.

Pau Gasol es agente libre y eso significa que puede fichar por el equipo que desee, aunque tendrá que esperar al 1 de julio para conocer su futuro. "Si, ahora no manejo nada. El 1 de julio comienza el proceso y hasta entonces no habrá ningún contacto con ningún equipo. Parece que puede haber varios equipos interesados en mí, los escucharé y elegiré la mejor opción para mis intereses", resaltó.

"Estoy ilusionado por estar en esta situación de control, aunque una vez firme por el equipo que sea volveré a estar en manos de ese equipo. Así es este negocio", añadió el pívot.

Me agradaría jugar con mi hermano Marc, con Serge (Ibaka), con Jose (Calderón), con Ricky (Rubio) o con Víctor (Claver)El jugador dio algunas pinceladas respecto a lo que pedirá a su nuevo destino en la NBA. "Priorizaré un equipo que pueda ganar partidos y, ojalá, optar al título. Un equipo que conmigo dé un salto de calidad. Me gusta estar en una situación ganadora, pero hasta que no escuche a todos y oiga sus ofertas no podré hacerme una idea real", declaró.

La salida del entrenador Mike D'Antoni parece algo positivo para una posible continuidad en los Lakers. "La salida de Mike no era una cuestión de blanco o negro, pero es un factor más. Lo cierto es que estamos sin entrenador y digo estamos porque me sigo considerando un Laker más", apuntó.

La posibilidad de jugar en el equipo en el que haya algún otro jugador español también se le planteó a Pau. "Todos nos tenemos un cariño especial. Somos compatriotas y amigos. Jugar con un amigo siempre es un plus adicional, así es que me agradaría jugar con mi hermano Marc, con Serge (Ibaka), con Jose (Calderón), con Ricky (Rubio) o con Víctor (Claver), hay otros muchos factores por encima de este", confirmó.

"Kobe me expresó su deseo de que me quedara"

La relación con Kobe Bryant puede ser otro punto importante de cara al futuro. "Hable con Kobe antes de que acabara la temporada y me expresó su deseo de que me quedara. Nos tenemos un mutuo respeto y tenemos una gran amistad. Estos dos últimos años no hemos podido jugar mucho juntos por las lesiones, pero los dos estamos en una etapa de madurez y experiencia", declaró.

Con Phil Jackson tengo una relación muy cercana y valoraría su interés si me lo manifestara. Pero él no es el entrenador "Los Lakers tienen ahora sólo tres jugadores, Kobe, Steve Nash y Kendall Marshall. Quedan diez fichas y no hay entrenador. Es una época de cambio e incertidumbre", siguió Pau.

Phil Jackson y su fichaje por los Knicks puede ser otra vía para el jugador español. "Con Phil Jackson tengo una relación muy cercana. Nos hemos visto de forma regular y valoraría su interés si me lo manifestara. Pero él no es el entrenador. Los Knicks son una franquicia importante y si han hecho la inversión que han hecho con su fichaje es porque desean estar arriba en los próximos años", finalizó Pau Gasol.

Gasol también declaró que tenía "muchas fuerzas, ganas e ilusión por jugar el Mundial". "Es el campeonato más esperado porque jugamos en casa y estoy en perfecta forma después de superar los vértigos que me afectaron las últimas semanas de campeonato en la NBA. De hecho he entrenado muy fuerte las últimas semanas, también un poco como terapia, y estoy perfecto", dijo Pau Gasol.

La posibilidad de que sea el último Mundial tanto para él como para otros jugadores se le planteó al pívot. "Cualquier campeonato puede ser el último para cualquier jugador, tenga veinte, treinta o más años y por eso hay que disfrutarlo al máximo. Es difícil hablar de aquí a cuatro años y saber lo que pasará, pero eso lo podría decir cualquier jugador de cualquier edad", comentó.