Rafael Nadal
El tenista español Rafael Nadal firma autógrafos antes del entrenamiento en el Madrid Arena. (Efe) EFE/B.Echavarri
El español Rafael Nadal tomó hoy contacto con las pistas del Madrid Arena donde el año pasado se alzó con el triunfo y donde en este será el segundo favorito del Mutua Madrileña Masters de Madrid, un torneo en el que asegura que sólo le preocupa la presencia del suizo Roger Federer en la final.

"Sinceramente, Federer no me preocupa", dijo Nadal, para corregirse a continuación: "No he dicho eso, ni mucho menos, porque sólo me puede preocupar si llego a la final, pero antes tengo partidos muy difíciles contra los mejores. La realidad es que pienso mucho más en esos encuentros".

Apoyo de los madrileños

Después de casi dos horas de entrenamiento con el chileno Nicolás Massú, y con el público madrileño volcado en todos sus movimientos, Nadal aseguró que se encuentra bien y que llega con ilusión al penúltimo Masters Series de la temporada.

Sólo me puede preocupar Federer si llego a la final, pero antes tengo partidos muy difíciles contra los mejores.

Para Nadal, la derrota contra Johansson en la segunda ronda de Estocolmo no ha hecho mella en su confianza. "¿Crísis?, no hay crisis, aunque perdiera todos los partidos de aquí a finales de año acabaría como número dos del mundo", dijo, "mi objetivo es hacerlo bien aquí y también en la Copa Masters de Shanghai, así que si alguien dice que mi tenis está en crisis es que está loco".

Cambios en el saque

Nadal comentó que se encuentra en un proceso de cambio, especialmente con su servicio, un arma que le permitirá en el futuro ganar más puntos "gratis" y ahorrarle desgaste físico, pero que eso conlleva cierta preocupación. "He cambiado el estilo de mi saque, y este proceso me produce un poco de desconfianza en algunos momentos", admitió el de Manacor.

Respecto a Federer, con el que se podría enfrentar, comentó que no es su referente en cuanto a los puestos de la clasificación mundial pero si para aumentar su nivel. "Está en una escala superior, lo mío es mejorar día a día y ya veremos si en un futuro mi nivel puede ser como el suyo, algo casi imposible, pero que no esté tan lejos".

El manacorí comenzará el miércoles su intervención en el Masters Series de Madrid, en el que también disputará el dobles con Feliciano López de pareja.