Calderón y Ming
El español José Manuel Calderón (i), de los Raptors de Toronto, domina el balón ante la marca del chino Yao Ming (d), de los Rockets de Houston. (ALEJANDRO BENITO / EFE)
Yao Ming tuvo que esperar hasta el último momento para decidir si podía jugar con los Rockets el partido ante Toronto después de sufrir una infección catarral que le generó fiebre, pero al final el pívot chino se sintió con fuerzas para vestirse de corto y se convirtió en
la gran figura que llevó a la franquicia tejana al triunfo por 91-79.

Ming logró 25 puntos, 17 en la segunda parte, 11 rebotes, 3 asistencias y 2 tapones, para compensar las 8 pérdidas de balón que cometió.

Chris Bosh, con 19 puntos y 12 rebotes -su decimoquinto 'doble doble' de la temporada-, fue el líder del ataque de los Raptors.

Esta vez José Manuel Calderón, aunque volvió a ser el cerebro de los Raptors y consiguió su octavo 'doble doble' de la temporada (11 puntos y 10 asistencias en 35 minutos), no pudo llevar a los Raptors su segundo triunfo consecutivo, después que la pasada noche venciesen a los vigentes campeones de la NBA, los Spurs, en San Antonio.

"No estuvimos acertados en los tiros a canasta, pero hay que darle crédito a los Rockets que hicieron una gran defensa", comentó Calderón. "Jugar dos noches consecutivas y después del duro partido que tuvimos ante los Spurs se nota".