Felipe Reyes
Felipe Reyes busca penetrar ante Rocca. (EFE) EFE

El Real Madrid logró una sufrida victoria en la cuarta jornada de Euroliga ante el Armani Jeans Milano, gracias a la magnífica remontada a falta de cincuenta segundos (perdía de cinco en el marcador), culminada con la canasta final de Louis Bullock para certificar el definitivo 70-69.

Clave fue la actuación de Felipe Reyes y Massey, ambos con quince puntos, que materializaron la remontada final del Madrid, después de haber perdido la manija en el marcador conseguida en el primer cuarto y haber ido a remolque durante casi todo el partido.

El Barcelona no falló ante el Prokom

La gran actuación de Juan Carlos Navarro en el tercer cuarto le bastó al Barcelona para derrotar ayer al Prokom Trefl polaco, un triunfo que le sirve para igualar con el Montepaschi Siena y el Panathinaikos al frente del grupo.

Navarro, poco acertado hasta entonces, fue determinante en la suerte del partido. Anotó 14 de sus 21 puntos en ese cuarto y acabó con las posibilidades de éxito del Prokom, un conjunto con jugadores de buen nivel, que fue incapaz de frenar a la estrella azulgrana.

Unicaja le sacó diez a la Cibona

Unicaja de Málaga no falló en casa ante la Cibona de Zagreb (77-67), gracias a la actuación de su pívot, el senegalés Boniface N'Dong, que lideró al equipo con dieciocho puntos, lo que le bastó a Aito García Reneses para pulverizar la férrea defensa croata durante todo el choque.

El Cibona creía en la victoria en los últimos diez minutos. El alero estadounidense Rawle Marshall, con siete triples, cuatro de ellos entre el tercer y cuarto periodo mantenía a su equipo en el partido. El Unicaja, al estar rayando la eliminación los pívots del equipo croata encontró un filón en el escocés Robert Archibald, que con sus puntos dejaba el triunfo a un paso. El otro paso lo dio el base estadounidense Omar Cook y nuevamente NŽDong, para acabar con el equipo dirigido por Velimir Perasovic, por 77-67.

Derrota del DKV

El DKV Joventut dio un paso atrás en sus aspiraciones de jugar el Top 16 de la Euroliga al caer ante el Alba Berlín (74-72) en un encuentro en el que los hombres de Sito Alonso volvieron a fallar en los minutos finales.