En el último partido de la primera fase de waterpolo, la selección española ganó a Grecia sin muchos problemas (10-6). Más allá del triunfo y su clasificación para cuartos, la noticia estuvo en la actuación del jugador español Felipe Perrone, que se bastó el solito para marcar 7 goles .

Mañana miércoles, llegan los cuartos de final, con Serbia enfrente, un equipo durísimo y que se las sabe todas: "Son muy fuertes físicamente y eso en el agua se nota", dice Perrone.

Vamos, que a usted que metió siete goles, le van a dar por todos lados...
Me imagino que sí, sé que pasará porque ellos son muy duros, pero estoy preparado.

¿Qué es lo peor que pueden hacer para defenderle?
Mejor no te lo digo.

¿El partido esta al 50%?
Yo creo que sí. Ellos tienen mucha fuerza, pero nosotros nadamos más, somos más rápidos y tenemos más maña.

Dicen que los serbios se dejaron ganar en su último partido para evitar un posible cruce posterior con los húngaros...
Sí, pero claro, no se puede demostrar. No fue muy olímpico, pero ya es agua pasada.

¿El equipo está mejor tras lo visto en el Europeo, donde fueron séptimos?
Estamos muy bien. El Europeo fue casi un entrenamiento, porque la temporada y la preparación estaba orientada a estar en la mejor forma posible para los Juegos. Lo hemos conseguido.

Sobre todo usted, con siete goles. ¿Cómo sucedió?
Fue suerte y un gran equipo de todo el equipo. Eso fue lo mejor, que jugamos de maravilla.

¿Había marcado siete goles antes?
En un partido internacional, no.

Eligió la mejor cita...
Y tanto. A ver si repito con Serbia.

¿Por qué el waterpolo no tiene repercusión si no hay medalla olímpica?
Porque no hay suficiente conocimiento y difusión de este deporte, que es bien bonito. Es como el balonmano pero en al agua. Se tiene que difundir mejor por los colegios de España. Y vosotros nos tenéis que hacer más caso.