Fin a la imbatibilidad
Estoyanoff lucha el balón desde el suelo con el bético Robert.(Lavandeira Jr. / EFE)
Riazor. 12.000 espectadores

Deportivo Aouate, Manuel Pablo, Lopo, Andrade, Capdevila, Estoyanoff (Pablo Alvarez, min 79), De Guzmán, Verdú, Cristian (Taborda, min 69), Riki (Juan Rodríguez, min 56) y Arizmendi.

Betis Doblas, Ilic, Nano, Juanito, Fernando Vega, Pancraté (Edú, min 65), Assuncao, Juande; Fernando, Sobis (Miguel Angel, min 76) y Robert (Caffa, min 59).

Goles 0-1 (min 80): Fernando.

Árbitro Clos Gómez (Colegio aragonés). Mostró tarjeta amarilla a De Guzmán, Andrade y Lopo por el Depor; y a Ilic y Fernando por el Betis.

Se acabó la racha del Depor en 2007. Los coruñeses no conocían todavía la derrota este año, lo que les había servido para escapar de los puestos cercanos al descenso y para instalarse en la zona tranquila de la clasificación, pero un solitario tanto del bético Fernando a diez minutos para el final puso fin a su imbatibilidad.

Las bajas en el centro del campo obligaron a Joaquín Caparrós a cubrir esa parcela con Verdú. El resultado fue desilusionante, ya que los blanquiazules sólo se acercaron en la primera parte a la portería de Doblas con balones colgados desde su propio campo. Mientras, el Betis, más templado que en la Copa ante el Sevilla, trataba de exprimir al máximo las jugadas de estrategia botadas por Marcos Assunçao.

A pesar de la presencia de Riki, que se había perdido los tres últimos encuentros por lesión, fueron De Guzmán y Arizmendi los que inquietaron, relativamente, a Doblas con disparos muy lejanos.

Las mejores oportunidades fueron para los verdiblancos, sobre todo, una de Robert que perdonó dentro del área.

Entrada de Taborda

Tras el descanso, el partido no mejoró y las ocasiones de gol llegaron con cuentagotas. Sólo cambió el rumbo del encuentro cuando Caparrós se decidió a dar entrada a un delantero más, Taborda, por Verdú. El Depor mejoró en presencia atacante, pero continuó con la pólvora mojada.

A los blanquiazules no les quedó más remedio que reaccionar después del gol de Fernando, pero fue un esfuerzo inútil y el Depor cayó ocho partidos de Liga y cuatro de Copa del Rey después.

A vueltas con la eficacia

Joaquín Caparrós, entrenador del Depor, lamentó tras el encuentro la falta de eficacia de sus futbolistas en el partido contra el Betis, que puso fin a 12 encuentros consecutivos sin perder. «No se puede decir que el resultado sea justo o injusto porque el que mete más goles es el que gana, pero nos faltó esa pizca de fortuna de cara a la portería contraría». El entrenador utrerano afirmó que tenemos que «trabajar e insistir en la definición».