Josep María Bartomeu
Josep María Bartomeu, presidente del FC Barcelona, en rueda de prensa. GOLTV

El presidente del FC Barcelona, Josep Maria Bartomeu, ha anunciado este miércoles que la FIFA les ha citado el próximo 19 de agosto en la sede de Zúrich (Suiza) en una vista previa oral para tratar de solucionar la sanción que el organismo mundial impuso al club blaugrana, ahora suspendida cautelarmente, de dos mercados sin poder fichar y una multa económica de 370.000 euros debido a la irregularidad en fichajes de menores de edad.

El Barça puede fichar este verano gracias a una suspensión cautelar de la sanción

"Ya estamos llegando al fondo de la cuestión de la sanción de la FIFA. La sanción está suspendida cautelarmente. La FIFA, es noticia de hoy, nos ha convocado el 19 de agosto para una audiencia previa verbal para exponer el caso de la Masia y los niños. Iremos, lo explicaremos bien, y llegaremos al final", aseguró Bartomeu en rueda de prensa.

Cabe recordar que el pasado 2 de abril la FIFA anunció la sanción al FC Barcelona por el traspaso e inscripción de jugadores menores de 18 años, con irregularidades. Dicha sanción incluía la prohibición de realizar traspasos tanto nacionales como internacionales durante los dos próximos mercados de fichajes, hasta junio de 2015, y una multa de 450.000 francos suizos (370.000 euros).

No obstante, el 23 de abril, llegó una suspensión cautelar que permite al club fichar, y ya han llegado desde entonces el nuevo entrenador, Luis Enrique Martínez, el regreso de los cedidos Rafinha y Gerard Deulofeu, así como las nuevas incorporaciones de los porteros Marc-André ter Stegen y Claudio Bravo y el centrocampista croata Ivan Rakitic.

Para la suspensión cautelar, el presidente de la Comisión de Apelación de la FIFA otorgó este "efecto suspensivo" al recurso del FC Barcelona ante la sanción debido a "la complejidad de la materia", "la fecha de inicio del próximo periodo de inscripción el 1 de julio" y el hecho de que la Comisión de Apelación no puede tomar una decisión definitiva "en tiempo de garantizar un eventual recurso del club ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo".