El Chelsea impidió al "rebelde" Didier Drogba acudir al lanzamiento de una canción en contra del racismo, en un movimiento que busca provocar al delantero marfileño.

En esos términos se expresa el diario "The Sun", que considera que la reacción del club londinense viene dada por las recientes declaraciones de su jugador en la revista France Football, en las que insinuaba su inminente marcha del club.

Drogba tenía previsto acudir al lanzamiento del sencillo 'Skin', un alegato en contra del racismo en el que el futbolista de los 'blues' hacía las vocales de apoyo junto a su compañero de equipo Michael Essien.

"Se ha decidido que en estas circunstancias lo mejor es no distraer la atención de lo que es una causa muy respetable", afirmó un portavoz del club.

Según el "Sun", otra de las razones del enfado de Drogba con su actual club se debe a la promesa incumplida de un aumento salarial.

El equipo que posee el multimillonario Roman Abramovich se comprometió a aumentar los emolumentos del jugador después de que éste anotara el gol que concedió el título de la Copa inglesa al Chelsea frente al Manchester United.

Cinco meses después el equipo del suroeste de Londres continúa sin cumplir su promesa, circunstancia que, unida a la salida de José Mourinho, provocó, según el diario sensacionalista, la explosión de Drogba.