Los futbolistas del Ciudad de Santiago están en la ruina

  • El club de Tercera División gallega no les paga, pueden perder sus pisos y algunos de ellos no tienen ni dinero para comer.
  • "Los jóvenes lo están pasando peor porque casi no tienen ahorros".
Los jugadores del Ciudad de Santiago (izq.). Pancarta contra el ex presidente Villalba (centro). Leo y Marcelo, en su piso (der.)
Los jugadores del Ciudad de Santiago (izq.). Pancarta contra el ex presidente Villalba (centro). Leo y Marcelo, en su piso (der.)
C.S.

No han cobrado ninguna nómina desde que empezó la temporada y sobreviven como pueden en el penúltimo puesto de la Tercera División gallega.

Son los futbolistas del Ciudad de Santiago y su situación es cada día más dramática porque se han quedado sin ahorros. La mayoría son argentinos, que llegaron al club este verano bajo la promesa de un buen sueldo, un piso y una plantilla competitiva... todo era mentira.

"Jugaba en la Segunda División de Argentina, pero vine a Santiago porque me pareció un proyecto interesante. Ahora no tengo dinero ni para comprar el billete de vuelta a mí país", explica Pato, lateral de 22 años.

"Los jóvenes son los que peor lo están pasando porque casi no tienen ahorros y entre todos intentamos ayudarnos como podemos", comenta el capitán Leo, de 27 años, veterano del fútbol que también jugó en Italia: "Hay un socio que tiene un restaurante y cada día nos invita a una comida".

Ayuda de una ONG

La ONG Amigos de Galicia también se solidarizó con ellos y les mandó alimentos: "Nos trajeron pasta, arroz y otros productos básicos. Se lo agradecemos mucho, pero no hemos venido a España para vivir de la caridad. Somos profesionales y exigimos cobrar nuestro sueldo".

Su situación se podría agravar en breve porque deben dos mensualidades en los pisos de alquiler que comparten en Santiago y están amenazados de desahucio. "En teoría el club iba a pagar los alquileres, pero no se ha hecho cargo", asegura el centrocampista Marcelo, que también jugaba en la Segunda División argentina.

Para Marcelo, su situación actual es esperpéntica: "Me da hasta vergüenza hablar de lo que nos está pasando. El club sólo nos dio 20 euros por piso, donde vivimos cuatro personas, ¡para que compráramos la comida de la semana! Y eso fue a principios de temporada, porque ahora nos ha llegado, incluso, a pedirnos dinero para pagar al árbitro".

Leo cifra "en unos 35.000 euros" el dinero que la directiva debe a la plantilla, pero hay otros gastos: "Tiene facturas pendientes hasta de la lavandería. Si queremos jugar con ropa limpia, tenemos que lavarla nosotros mismos".

El presidente ha dimitido

El Ciudad de Santiago descendió a Tercera la pasada campaña por problemas administrativos. Javier Villalba se hizo cargo de la presidencia del club y fichó a la mayoría de la actual plantilla, aunque luego no les pagó lo prometido.

La plantilla exigía su dimisión, que se produjo el pasado fin de semana. Ahora, el club espera que lleguen directivos más competentes para cobrar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento