Samuel Eto'o
El delantero camerunés del Inter de Milán, Samuel Eto'o. EFE

El Inter de Milán se clasificó para los cuartos de final de la Liga de Campeones tras derrotar (0-1) al Chelsea en el encuentro de vuelta de octavos de final, validando el resultado favorable (2-1) de la ida, en un encuentro en el que brilló la figura de Mourinho merced a su propuesta ofensiva.

El portugués impuso su fuerte personalidad al plantar de inicio un once con el macedonio Goran Pandev y el camerunés Samuel Eto'o sacrificándose en busca de espacios para la punta de lanza visitante, el argentino Diego Milito.

Gracias a este dibujo, fueron los interistas los primeros en monopolizar las oportunidades ante los 'blues', que se limitaron en los prolegómenos a evitar posibles desajustes.

Mourinho planteó una batalla táctica en el centro del campo

Los transalpinos inquietaron de forma tímida la meta del debutante Ross Turnbull, hasta que llevaron el encuentro a su terreno, hasta el punto de 'calentar' un choque que derivó hacia una 'batalla' en la que predominaban las interrupciones, muy propicias para los de Mourinho tras la ventaja de la ida.

A partir de este momento, y ante la ansiedad precipitada del Chelsea, Maicon se asoció con el propio Eto'o para inclinar aún más el campo a su favor, encerrando a los británicos en su área.

Pese a esto, en los últimos compases de la primera mitad, los pupilos de Ancelotti reaccionaron gracias a su superioridad en el juego aéreo, agobiando por medio de Anelka, quien gozó de varias oportunidades que estuvieron cerca de desnivelar la balanza.

El Chelsea se apagó

Tras el regreso de vestuarios, la irrupción de los jugadores del Chelsea resultó más laxa, lo que devolvió el envite hacia un punto intrascendente para los locales. Fue en este momento cuando el Inter adelantó sus filas para arrinconar al Chelsea con constantes 'galopadas' de sus alas y con la creatividad de Wesley Sneijder.

Con este ánimo renovado, los italianos gozaron de sus mejores ocasiones. La autoría de las mismas llevaron el sello del '10' interista, que, libre de marca, asistió con facilidad a Milito y a Lucio en dos claras ocasiones, finalmente desaprovechadas ante la sorpresa de un inquieto Mourinho.

Sneider lideró al Inter en la segunda mitad

Además, con la tranquilidad visitante, ni el 'rugido' de un 'Stamford Bridge' extrañado por el mal juego 'blue' pudo despertar al Chelsea, que sufrió un duro revés en un nueva asistencia de fantasía de Sneijder sobre Samuel Eto'o, que batió por bajo a Turnbull.

En el tramo final, la contención de los milaneses y la expulsión de Didier Drogba bastaron para que los transalpinos sucedieran al FC Barcelona como el último equipo en salir victorioso del feudo de los de Ancelotti, que hasta la fecha acumulaban 21 partidos sin perder desde que cayeran con los azulgrana en febrero de 2006.

Ficha técnica

0 - Chelsea: Turnbull, Ivanovic, Alex, Terry, Zhirkov (Kalou, m.74), Ballack (Cole, m.62), Mikel, Lampard, Anelka, Drogba, Malouda.

1 - Inter de Milán: Julio Cesar, Maicon, Lucio, Samuel, Zanetti, Cambiasso, Sneijder (Mariga, m.85), Motta (Materazzi, m.90), Pandev (Stankovik, m.75), Eto'o, Milito.

Gol: 0-1, m.79. Samuel Eto'o.

Árbitro:
Wolfgang Stark (Alemania). Sacó amarilla a Eto'o, a Motta, Ferreira, Samuel, Julio César, del Inter y a Malouda, Alex y Terry, del Chelsea. Expulsó a Didier Drogba, quien ya tenía una amarilla, por roja directa.

Incidencias: Encuentro de los octavos de final de la Liga de Campeones, disputado en Stamford Bridge ante aproximadamente unos 37.000 espectadores.