Sevilla-Villarreal
El centrocampista del Sevilla CF Diego Capel (i) disputa un balón en el suelo con el mediocampista ghanés del Villarreal CF Wakaso Mubarak. EFE

El colegiado del Sevilla-Villarreal, el navarro Alberto Undiano Mallenco, ha reflejado en su acta los lanzamientos de balones desde las gradas, mientras estaba el partido en juego.

"Estando el balón en juego, fueron lanzados desde la grada varios balones en distintas fases del tramo final del encuentro. Dicha situación fue comunicada por mi parte al delegado de campo, con el fin de que se pusieran los medios para tratar de solucionar el problema", recoge el acta arbitral en el apartado de "público".

Tomaremos medidas

Así explica el árbitro del partido lo sucedido en los instantes finales del partido en el Pizjuán, un hecho que no paso inadvertido para nadie en la zona mixta.

El propio técnico sevillista, Gregorio Manzano, se ha mostrado "totalmente en contra" de la "mala moda" de los recogepelotas de lanzar balones al terreno de juego durante la disputa del partido y ha abogado por "tomar medidas y sancionar" esas acciones, mientras que ha recordado que "esas no son las señas de identidad del sevillismo".

Por su parte, José María del Nido, presidente del Sevilla FC, dijo al final del partido ante el Villarreal que "es impresentable" ver cómo han caído balones al césped para interrumpir el juego en la recta final.

"Tomaremos medidas", añadió Del Nido en Canal Plus. "Hay que erradicar este tipo de situaciones y lo hemos comentado con el presidente del Villarreal que se deben adoptar medidas federativas para que este tipo de situaciones no se vean en los campos de juego", apuntó el presidente sevillista.