¿Qué pasaría si los alimentos sufrieran como las personas?