La vacuna de Oxford contra la Covid muestra una "robusta" respuesta inmune entre las personas mayores

Dos personas mayores con mascarillas por la pandemia de COVID-19, en una imagen de archivo.
Dos personas mayores con mascarillas contra la Covid-19, en una imagen de archivo.
EFE
Dos personas mayores con mascarillas contra la Covid-19, en una imagen de archivo.
EFE

Los ancianos que participan en los ensayos clínicos de la vacuna experimental contra la Covid-19 de la Universidad de Oxford y el laboratorio AstraZeneca desarrollaron una "robusta respuesta inmune". La información, publicada este lunes por el Financial Times y confirmada posteriormente por AstraZeneca, complementa los datos anunciados el pasado mes de julio, que confirmaron que la vacuna genera inmunidad frente al virus con un grupo de adultos sanos de entre 18 y 55 años.

Mes y medio después de que AstraZeneca tuviera que suspender temporalmente los ensayos clínicos, esta noticia devuelve las esperanzas de que el proyecto de vacuna más avanzado del planeta pueda tener los resultados finales sobre su efectividad y seguridad antes de que acabe este mismo año.

"Es alentador ver que las respuestas inmunogénicas fueron similares entre los adultos más mayores y los más jóvenes, y que la reactogenicidad fue menor entre los adultos más mayores", declaró un portavoz de AstraZeneca citado por Reuters. El de este laboratorio y la Universidad de Oxford es uno de los tres proyectos con los que la Comisión Europea ya ha firmado un acuerdo de compra y está previsto que las primeras dosis lleguen a los países miembros en diciembre.

A España le corresponden cerca de 31 millones de dosis de la vacuna, que requerirá al menos dos dosis por paciente, por lo que servirán para inmunizar a unos 15,5 millones de personas.

Los mayores de 60 años son uno de los grupos a los que la Europa ha pedido dar prioridad en las primeras fases de la campaña de vacunación, buscando reducir lo antes posible y de manera drástica la mortalidad de la enfermedad, que afecta en mayor medida a este grupo de edad. Aunque el final de la pandemia podría estar mucho más alejado en el tiempo, la inmunización de los ancianos y grupos como trabajadores sanitarios y otros sectores esenciales permitirían rebajar las duras restricciones que se han implementado por todo el mundo de manera intermitente desde el inicio de la pandemia, a comienzos de año.

La farmacéutica estadounidense Johnson & Johnson, otra de las compañías que ha acordado la venta de millones de dosis de su vacuna con la Comisión Europea, también tuvo que interrumpir sus ensayos clínicos después de que un voluntario desarrollara una reacción adversa inesperada.

El pasado viernes, ambas farmacéuticas anunciaron que los ensayos se reanudaron en Estados Unidos, después de que se acreditase que las enfermedades desarrolladas por los voluntarios no tenían ninguna vinculación con la vacuna.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento