El mal mantenimiento y la antigüedad del coche, las principales causas de las averías durante el verano
Se prevé que las baterías vuelvan a ocupar el primer puesto en cuanto a necesidades de asistencia. Jcomp/Freepik

Agosto es el mes de las vacaciones para muchas personas y, por tanto, también es el de los viajes. Desde la DGT esperan 47 millones de desplazamientos en coche durante el octavo mes del año.

La precaución en la carretera es fundamental, por ello es conveniente revisar el coche antes de salir de viaje.

Los neumáticos es una de las piezas clave que hay que revisar. La carga excesiva del coche junto con las altas temperaturas puede afectar a la presión de las ruedas. Además, la profundidad mínima que tienen que tener en su banda de rodadura es de 1,6 milímetros.

El Real Automóvil Club de España (RACE) prevé que el número de averías en las carreteras españolas se incremente un 5% durante este verano en comparación a los meses estivales del ejercicio precedente, cuando se produjeron 82.000 incidentes.

La falta de mantenimiento, el constante aumento de la edad media del parque automovilístico (con más de 12 años), la falta de inversión en infraestructuras y el mal estado de algunas carreteras, que provoca también que se acorte la vida útil de muchos de los componentes mecánicos del coche, son los principales motivos de la existencia de averías y del crecimiento de la necesidad de asistencias, según detalló el organismo en un comunicado.

En la línea con todo el histórico de años del Barómetro de Averías del RACE, se prevé que las baterías vuelvan a ocupar el primer puesto en cuanto a necesidades de asistencia, por delante de los problemas con los neumáticos, los derivados del motor y los accidentes de tráfico.

El Race ha puesto en marcha su dispositivo especial para las vacaciones de verano, con una cobertura global basada en un incremento del 50% en el número de personas en el centro de asistencia, además de la red de proveedores de servicios, que suma más de 2.000 vehículos.