La ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, y ministro de Ciencia, Pedro Duque
La ministra de Sanidad, María Luisa Carcedo, y ministro de Ciencia, Pedro Duque. EUROPA PRESS

La ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, ha asegurado este lunes que sería "osado" por su parte y "contradictorio" incluir la homeopatía o la acupuntura en el listado de pseudoterapias antes de haber realizado un análisis "riguroso".

Carcedo ha hecho esta consideración en declaraciones a los medios antes de mantener un encuentro con los representantes de los colegios profesionales para presentarles el Plan para la protección de la Salud frente a las pseudoterapias, avanzado la pasada semana junto al ministro de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque.

Respecto a la homeopatía en concreto, la ministra ha recordado que más de 2.000 productos han pedido a Sanidad adecuarse a la nueva regulación y, de ellos, solo doce se quieren registrar con indicación terapeútica. "Y eso es lo que vamos a someter a los criterios de si efectivamente lo tienen o no".

El resto serán productos homeopáticos y llevarán una etiqueta en la que ponga que no consta indicación terapéutica, aunque en Europa se denominen medicamentos homeopáticos. "Es una cuestión "estrictamente nominativa", ha precisado.

Preguntada sobre si se van a poder adquirir en farmacias, Carcedo ha considerado "prematuro" pronunciarse, ya que "hay que conjugar nuestra legislación con la europea y se definirá una vez se haya analizado producto a producto".

En cuanto al descontento manifestado por determinados sectores con el plan, la ministra ha dicho que solo opina "sobre la salud que tengo la obligación de proteger", si bien ha señalado que los que consideran que su actividad no está bien tratada o valorada, "tienen la ocasión de manifestarlo" durante la elaboración del plan. "Si aportan las evidencias de acuerdo con el método científico no serán pseudoterapias, serán terapias", ha subrayado.

Con la reunión de este lunes, la ministra inicia una serie de encuentros con colectivos y organizaciones de sanitarias para recoger sus sugerencias con las que mejorar el documento "y tener un abordaje mucho más compartido con el objetivo principal planteado que es la protección de la salud" frente a las pseudoterapias, "que pueden ser de forma directa o indirecta perjudiciales para la salud".

Carcedo ha apuntado que la postura de la Organización Médica Colegial (OMC) ya la ha hecho pública y coincide con las líneas generales planteadas en el plan.