Cuidado si tu coche o furgo tiene puertas correderas, sobre todo si viajas con niños

Son más cómodas para las personas con movilidad reducida y más espaciosas para hacer una mudanza, pero estas puertas en los automóviles también tienen desventajas.

Las puertas correderas tienen muchas ventajas, pero también tienen inconvenientes.
Las puertas correderas tienen muchas ventajas, pero también tienen inconvenientes.
iStockphoto
Las puertas correderas tienen muchas ventajas, pero también tienen inconvenientes.

Estar aparcando estratégicamente para dejar el coche perfecto y darle a un poste de incendios cuando abres la puerta o llevarte de regalo en las puertas traseras, la pintura de una columna del parking, no tiene precio, bueno, sí lo tiene: concretamente el que te quiera cobrar el técnico del taller. Tanto dentro como fuera de España, el arreglo te puede salir caro.

Los coches con puertas correderas, corredizas o puertas deslizantes —como quieras llamarlo— suponen una gran ventaja contra este tipo de accidentes, motivados por la falta de espacio para aparcar. Si un coche ha aparcado muy cerca del tuyo, los problemas para salir de él serán los mismos, pero por lo menos, evitarás las abolladuras en el coche. 

"Las puertas correderas de los coches se suelen instalar en los asientos traseros para garantizar la comodidad en los movimientos", sostienen desde Mapfre.

En este tipo de coches, la puerta se desliza por un carril, colocado en la parte lateral, de modo que se puede mover de izquierda a derecha y viceversa. Este tipo de puertas se utilizan habitualmente en coches utilizados para trabajos de carga y descarga, aunque también se pueden encontrar en coches familiares. También es bastante frecuente instalar puertas correderas en los coches que están adaptados para personas con movilidad reducida.

<p>El <a title="Noticia del Peugeot Partner Tepee Electric" href="http://www.km77.com/01/peugeot/partner/2015/informacion-y-precios-320261-p.html" target="_blank">Peugeot Partner Tepee Electric</a> tendrá más equipamiento y un acabado más completo. Empezará a comercializarse en septiembre. Tiene una potencia de 67 caballos.</p>
El Peugeot Partner.
KM77.COM

Las puertas deslizantes en los automóviles son muy prácticas, pero también tienen sus inconvenientes. Mapfre nos cuenta las ventajas y desventajas de este tipo de puertas. 

Ventajas de las puertas correderas en los coches

-Las puertas correderas en los coches permiten dejar un gran espacio para cargar y descargar, así como para entrar y salir sobre todo en el caso de las personas minusválidas o de edad avanzada.

-Quienes estén cansados de darle golpes a la puerta cada vez que la abren, este sistema no necesita ningún espacio entre una posible pared o muro y el vehículo, salvo el necesario para salir o entrar sin demasiada dificultad.

Ford Tourneo Connect.
Ford Tourneo Connect.
FORD

-En el caso de tener un niño pequeño, gracias a este funcionamiento de abertura es mucho más fácil instalar y ajustar el sistema de retención infantil.

-Si las puertas traseras en los coches se combinan con los asientos abatibles, es una manera idónea de cargar y transportar objetos de gran tamaño.

-Dejar la puerta completamente abierta para disfrutar de las vistas, te hará tener asiento VIP en cualquier sitio.

Inconvenientes de las puertas correderas en los coches

Según el modelo de vehículo, en la actualidad es posible encontrar un mecanismo eléctrico que, con tan solo pulsar un botón, la puerta comienza a moverse, así como un mecanismo de seguridad que interrumpe la apertura o el cierre cuando advierte un obstáculo durante el movimiento. Sin embargo, —sostiene Mapfre— si el coche no tiene este botón, los usuarios se pueden encontrar con "la dificultad para abrir o cerrar debido a que suelen ser excesivamente pesadas por su tamaño". 

Los niños pueden encontrar dificultades para abrir este tipo de puertas.
Los niños pueden encontrar dificultades para abrir este tipo de puertas.
iStockphoto

Por su parte, lo más probable es que un niño encuentre más dificultades para abrir este tipo de puertas en comparación con las convencionales. Además, "en general, el sistema resulta bastante incómodo para abrir desde el interior y en la mayoría de las ocasiones es necesario utilizar las dos manos para conseguirlo. Si no se está muy familiarizado con el sistema de abertura, se presentan ciertos problemas porque no es demasiado intuitivo", mantienen.

Por último, sobre todo en los modelos antiguos que presenten dureza en el movimiento de sus puertas deslizantes, habrá que asegurarse de que quedan correctamente cerradas. Ya que, con bastante frecuencia, es necesario cerrar con insistencia "para asegurarse de que la puerta está bien fijada", sobre todo en el caso de niños, mayores o personas con problemas de movilidad. Y se corre el peligro, en un despiste, de dejar la puerta abierta. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento